¿Debes sentir que tus músculos arden cuando estás en el gimnasio?

Sentir una quemadura en el músculo es un signo de fatiga, y la mejor manera de ver resultados musculares es desafiando y fatigando los músculos. Hay dos formas principales en que los músculos responden a desafíos: aeróbica y anaeróbicamente. Los ejercicios aeróbicos funcionan usando oxígeno para convertir los carbohidratos en energía, mientras que los ejercicios anaeróbicos funcionan sacando los carbohidratos de los músculos -en forma de glucógeno- para energía sin oxígeno. Este proceso crea una acumulación de subproducto ácido en el músculo que resulta en una sensación de ardor.

Ejercicio aeróbico y anaeróbico

Los ejercicios que requieren el uso de energía a largo plazo, tales como trotar en la caminadora, utilizan el sistema aeróbico. Tus pulmones trabajan de más para procesar el oxígeno a una velocidad elevada con el fin de alimentar a tu cuerpo en funcionamiento, y el ardor que puedes experimentar cuando estés corriendo, será principalmente en los pulmones a causa del esfuerzo adicional. El levantamiento de pesas es a menudo cuando sentirás un ardor en los músculos que estás trabajando, y el levantamiento de pesas recae sobre todo en la categoría de anaeróbico. La fuerza necesaria para levantar el peso exige energía más rápido de lo que tu cuerpo puede alimentarlo con oxígeno, por lo que tu cuerpo debe convertir la energía sin oxígeno.

Ácido láctico

Con el levantamiento de pesas, el cuerpo tiene una demanda inmediata de energía para tus músculos, pero no tiene tiempo suficiente para proporcionar oxígeno a los tejidos necesarios. Al carecer de oxígeno para transportar el combustible requerido, el cuerpo trata de descomponer la glucosa creando lactato para proporcionar energía. Este proceso no se puede sostener por mucho tiempo, y la acumulación de lactato aumenta la acidez en los músculos. Esta acumulación de ácido se manifiesta como una sensación de ardor.

Entrenar de manera efectiva

Para lograr ganancias musculares, quieres que tus músculos se fatiguen mientras haces ejercicio. Si el desafío es lo suficientemente grande, tu cuerpo tendrá que luchar con el ejercicio, y sentir el ácido láctico es una indicación de fatiga. Si la fatiga no se produce dentro de los 90 segundos de la primera repetición, el reto no es lo suficientemente grande y la ganancia no será tan beneficiosa como fatigar el músculo más pronto.

Consejos y seguridad


El dolor puede ser un indicio de una lesión, por ello estírate para ayudar a minimizar tu riesgo.

La sensación de ardor es una cosa buena y se debe aislar a grupos musculares específicos. Es natural que la sensación sea incómoda, pero deja de hacer ejercicio si sientes como un apuñalamiento, disparo o dolor punzante. El dolor es la manera del cuerpo de decirnos que algo está mal, y es posible que estés lesionado. Para evitar lesiones, calienta y estira antes de hacer ejercicio y mantente hidratado. Si te sientes mareado o aturdido, deja de hacer ejercicio.

Más galerías de fotos



Escrito por jeremie guy | Traducido por jaime alvarez