Cómo debes llevar la leche materna en una bolsa de pañales

La leche materna es saludable para tu bebé y segura de llevar en una bolsa de pañales. La leche materna contiene proteínas, carbohidratos, grasas y vitaminas. También contiene células vivas llamadas leucocitos que ayudan a combatir las infecciones. Estas no se encuentran en la fórmula para bebés. Al igual que cualquier alimento, la leche materna se puede echar a perder si no se almacena y manipula adecuadamente. Sigue algunos consejos para llevar a la leche materna en tu bolsa de pañales para mantenerla fresca y evitar derrames.

Preparación de la leche

No coloques la leche materna en tu bolsa de pañales sin cuidado con el resto de los elementos esenciales. Es más seguro tomarse el tiempo para preparar adecuadamente la leche. Antes de manipular la leche materna, lávate las manos. Lava los recipientes con agua tibia y jabón. Utiliza una botella de plástico duro, de preferencia con una tapa de rosca, para que la leche no se filtre. No querrás que la leche se derrame en tu bolsa y sobre el resto de las cosas que llevas. Las bolsas de botellas de fórmula y las bolsas plásticas regulares filtran leche fácilmente. Coloca la leche materna en una bolsa de alta resistencia.

Tiempos de conservación

La leche materna no se mantiene fresca por siempre en una bolsa de pañales. La leche fresca dura hasta 10 horas si se la mantienen entre 66° y 72°F. El rango de tiempo se reduce a entre cuatro y seis horas si está a 79°F. Si está a 60° o menos, la leche materna puede permanecer fresca durante 24 horas. Coloca la leche materna en una bolsa de almuerzo con aislamiento y agrega un paquete de hielo antes de ponerla en tu bolsa de pañales, si necesitas que dure toda la noche. Etiqueta los contenedores claramente para que sepas qué botella debes usar primero y cuando es su fecha de vencimiento.

Lo esencial en la bolsa de pañales

Tu bolsa de pañales es esencial para llevar todos los artículos que necesitas para tu bebé, no sólo los pañales, crema para la dermatitis del pañal y la leche materna. Empaca una bolsa adicional para los pañales sucios. También son útiles los chupetes extra y una camiseta más para ti en caso que gotees leche materna y una muda de ropa para tu bebé. Lleva una manta de bebé no sólo para mantener a tu bebé abrigado, sino también para tener privacidad durante la lactancia. También agrega una botella de desinfectante de manos y toallitas desinfectantes para usar en la superficie del cambiador.

De viaje

Cuando coloques la leche materna en una bolsa de pañales para hacer un viaje en avión, sigue las pautas establecidas por la Transportation Security Administration. La TSA coloca la leche materna en la misma categoría que los medicamentos líquidos; las reglas son diferentes para estos artículos en comparación con los líquidos regulares. Empaca tu leche materna en la parte superior de la bolsa para que se la puedas mostrar fácilmente a los oficiales de seguridad. Debes declarar la leche materna para la inspección. Los oficiales pueden querer probar cualquier contenedor de más de 3 onzas para ver si son explosivos. No lleves más leche de la que necesitas para llegar a tu destino final.

Más galerías de fotos



Escrito por sarka-jonae miller | Traducido por mariajose mansilla