¿Debes beber un jugo justo cuándo lo preparas?

Puedes cumplir con tu ingesta diaria recomendada de frutas y verduras bebiendo jugo al 100 por ciento, informa el U.S. Department of Agriculture. Si haces tus propios jugos, sigue las pautas de seguridad para ayudar a prevenir enfermedades transmitidas por alimentos. Un protocolo de salud importante es consumir jugo fresco inmediatamente después de prepararlo.

Crecimiento de bacterias

Para evitar la contaminación, bebe el zumo recién exprimido tan pronto como lo preparas. Prepara sólo la cantidad de jugo que vas a consumir de inmediato, no prepares un jugo extra con la intención de guardarlo en el refrigerador para más tarde. De acuerdo con la U.S. Food and Drug Administration, el zumo recién exprimido puede desarrollar rápidamente bacterias potencialmente perjudiciales, a menos que haya sido tratado. La mayoría de los jugos comprados en la tienda han sido tratados por el proceso de pasteurización para destruir las bacterias. Debido a que el jugo recién exprimido que se prepara en casa no es pasteurizado, pueden crecer bacterias potencialmente peligrosas si no lo bebes de inmediato.

Síntomas de enfermedades transmitidas por alimentos

Bebe jugo hecho en casa inmediatamente. Evita los jugos crudos en los mercados o restaurantes si han permanecido en un mostrador o mesa de buffet. Si tomas un jugo contaminado, puedes experimentar síntomas tales como vómitos, diarrea y dolor de estómago. Además, puedes desarrollar fiebre, dolor de cabeza y dolores en el cuerpo en general. Los síntomas de la enfermedad transmitida por los alimentos pueden presentarse tan pronto como 20 minutos o tan tarde como seis semanas después de beber jugo contaminado. Si experimentas cualquiera de estos síntomas, busca atención médica.

Evita los sobrantes

Puedes evitar la tentación de guardar el jugo sobrante asegurándote de sólo preparar el jugo que vas a beber de inmediato. Ten en cuenta que una naranja mediana producirá alrededor de 1/4 de taza de jugo de naranja, un medio pomelo producirá aproximadamente 2/3 de taza de jugo de toronja; 1 libra de zanahorias producirá alrededor de 1 taza de jugo de zanahoria.

Consideraciones

La mayoría de los jugos que se venden en los supermercados han sido pasteurizados para eliminar las bacterias. Todos los jugos en envases previamente preparados que se venden en los supermercados están obligados por la FDA a llevar una etiqueta de advertencia si no son pasteurizados. Sin embargo, ten en cuenta que la FDA no requiere etiquetas de advertencia en los zumos recién exprimidos que se venden en porciones individuales. Esto quiere decir que un vaso de jugo de naranja recién exprimido comprado en un mercado de agricultores o una copa de sidra de manzana fresca comprada en un huerto de manzanas puede no haber sido pasteurizado y pueden no indicar que no han pasado por ese proceso.

Más galerías de fotos



Escrito por kathryn gilhuly | Traducido por verónica sánchez fang