¿Deberías despertar a un bebé de seis semanas en lactancia para amamantarlo de noche?

Después de estar amamantando durante seis semanas, tú y tu bebé probablemente han establecido una rutina de alimentación que es cómoda para ambos. Es probable ver las primeras sonrisas de tu bebé e incluso puedes verle sonriendo mientras le amamantas. Tu feliz bebé amamantado incluso podría estar durmiendo largos periodos por la noche, lo que puede ser preocupante después de haber pasado el primer mes y medio de su vida asegurándote de que estaba despierto con suficiente frecuencia para amamantarlo unas cuantas veces cada noche. Afortunadamente, en este punto, la mayoría de los bebés están bien con un poco más de sueño y menos alimentaciones por la noche.

Seis semanas de vida

Cuando tu bebé cumple 6 semanas de edad, está empezando a determinar la diferencia entre el día y la noche. Además, a diferencia del período de recién nacido, tu bebé de 6 semanas de edad puede dormir un poco más sin despertarse. Mientras su aumento de peso esté bien, no tienes que despertarlo para alimentarlo en medio de la noche. En las noches cuando pasa más tiempo durmiendo y menos tiempo amamantándose, probablemente necesitará más alimento al día siguiente.

Cuándo despertarlo

Si tu bebé ha empezado a perder peso o está ganando peso lentamente, necesitarás despertarlo un par de veces por la noche para alimentarse. Esto es especialmente importante si tu suministro de leche no tuvo un buen comienzo porque una frecuente estimulación es necesaria para dearrollar tu suministro. Si tu bebé duerme contigo, también puedes intentar amamantarle mientras está medio dormido. El objetivo final es dar más leche al bebé, no tenerlo específicamente despierto durante la alimentación.

Técnicas para despertarse

Si necesitas despertar a tu bebé para alimentarlo, empieza suavemente. Busca las señales de que está en el sueño REM en vez de un sueño profundo. En el sueño REM, el bebé agita sus párpados, sonríe en sus sueños y aprieta los puños. Acaricia suavemente las plantas de sus pies y sus palmas para intentar despertarlo. Si se resiste a despertar, sácale la camisa y suavemente ponlo vertical contra tu pecho desnudo para proporcionar el contacto de piel a piel. También puedes intentar frotar un paño fresco y húmedo en su cara. Si no puedes despertarlo, podría estar en un sueño profundo. Déjalo descansar un rato más y vuelva a intentarlo cuando parezca estar más activo.

Consideraciones

Incluso si tu bebé está durmiendo durante seis o siete horas a su sexta semana de vida, esto no puede durar para siempre. Muchos bebés entran en una etapa de crecimiento alrededor de las 6 semanas de edad y empiezan a despertarse con más frecuencia para amamantar. Los cambios en sus patrones de sueño a esta edad son completamente normales, así que mientras tu bebé esté creciendo bien, no hay necesidad de preocuparse por sobre cuánto duerme.

Más galerías de fotos



Escrito por bridget coila | Traducido por paulina illanes amenábar