Datos nutricionales de los pimientos rojos

Los pimientos rojos (red peppers) tienen un sabroso sabor dulce al servirlos ya sea crudos o cocidos y son una adición nutritiva a tu dieta. Estos aumentan tu consumo de verduras y cuentan para las 5,5 a 6 tazas semanales de verduras rojas y naranjas que recomiendan las guías dietéticas de la USDA. Aunque son bajos en calorías, teniendo 46 calorías por taza, los pimientos rojos están llenos de valor nutricional y aportan carbohidratos y vitaminas que ayudan a tu salud.

Carbohidratos y fibra

La mayor parte del contenido de calorías de los pimientos rojos (aproximadamente tres cuartos) proviene de los carbohidratos, un tipo de nutriente que te ayuda durante tus actividades diarias. Tu cuerpo descompone los carbohidratos en glucosa, un azúcar simple que tu organismo puede usar como combustible. Esta energía ayuda en los procesos fisiológicos esenciales, incluyendo la regulación de la temperatura corporal y las funciones de las células del cerebro. Una taza de pimientos rojos también contiene 3,1 gramos de fibra dietética, un tipo de carbohidrato especial que no se usa como energía. En vez de eso la fibra brinda soporte a tu sistema digestivo y también ayuda a reducir tu colesterol para combatir enfermedades cardiovasculares. Una porción de pimientos rojos picados proporciona el 8 por ciento del consumo diario de fibra recomendado para los hombres y el 12 por ciento para las mujeres.

Vitamina C y folato

Los pimientos rojos están llenos de folato y vitamina C, dos nutrientes que fomentan la salud cardiovascular. La vitamina C ayuda a tu cuerpo a crear el colágeno que necesita para mantener los vasos sanguíneos fuertes. El folato te ayuda a metabolizar homocisteína, un aminoácido que incrementa el riesgo de una enfermedad cardíaca si se encuentra en niveles altos en el flujo sanguíneo. Cada taza de pimientos rojos picados proporciona 69 microgramos de folato y 190 miligramos de vitamina C. Esto contribuye con un 17 por ciento de tu ingesta diaria recomendada de folato, y te proporciona toda la vitamina C que necesitas diariamente.

Vitaminas A y E

El perfil nutricional del pimiento rojo también incluye grandes cantidades de vitamina A y E. Cada porción contiene 2,4 miligramos de vitamina E, lo que representa el 16 por ciento de tu consumo diario recomendado, y toda la vitamina A que necesitas durante un día. Obtener suficiente vitamina A protege tu visión; no solamente te ayuda a ver en la noche, sino que la vitamina A en tu dieta también reduce tu riesgo de padecer cataratas. La vitamina E también protege la salud de los tejidos. Su función antioxidante neutraliza los radicales libres, que de lo contrario pueden contribuir a la aparición de enfermedades cardíacas y cáncer.

Consejos y sugerencias para servir

Almacena pimientos rojos picados en el refrigerador, sumergidos en agua, para poder comerlos como un bocadillo saludable durante la semana. Saben bien combinados con aderezos saludables como salsas hechas en casa, hummus o guacamole. De forma alternativa puedes añadir un puñado de pimientos rojos picados a tus sándwiches y rollos (wraps), o asarlos junto con otras verduras como una nutritiva guarnición. Si te sientes más atrevido puedes asar los pimientos rojos en tu horno o en tu barbacoa. Los pimientos rojos asados pueden congelarse sin problemas para su uso posterior, y pueden ser sabrosos agregados para sopas, sándwiches y quesadillas.

Más galerías de fotos



Escrito por sylvie tremblay, msc | Traducido por juliana star