Daños corporales por la falta de ejercicio

No es sorprendente que el ejercicio tenga numerosos beneficios como eliminar el exceso de peso, fortalecer los huesos y mantener saludable el corazón; pero no ejercitarse puede debilitar el corazón y otros órganos. La falta de ejercicio también causa el aumento de peso y el desarrollo de enfermedades relacionadas con la obesidad como colesterol alto, diabetes e hipertensión.

Atrofia muscular

La atrofia muscular es el término médico que describe el proceso de debilitación de los músculos. Cuando no ejercitas tus músculos a su máxima capacidad, se comienzan a atrofiar, de cuerdo con el American Council on Exercise. No sólo pierdes masa muscular, sino también ganas tejidos grasos cuando se atrofian los músculos. El musculo quema grasa, pero cuando no tienes músculos, tu metabolismo se vuelve lento y comienzas a ganar más grasa.

Debilidad cardiaca

Cuando no te ejercitas lo suficiente, tu corazón, que es un músculo, comienza a debilitar su aptitud cardiovascular, según el American Council on Exercise. Aunque tu corazón no se desgaste como los músculos de tu brazo o pierna, la grasa lo afectará, a esta condición se le conoce como aterosclerosis o endurecimiento de las arterias por la falta de ejercicio y la grasa depositada que entra a las válvulas y a las cámaras del corazón. Esta situación es letal. El Centers for Disease Control and Prevention reporta que, en 2006, aproximadamente 2.4 millones de estadounidenses murieron de una enfermedad cardíaca y éstas ocupan el primer lugar de 15 en la lista de las causas de muerte.

Aumento de grasa visceral

La grasa visceral es la grasa que se acumula en lo profundo de tu abdomen. Esta grasa es tóxica, no sólo porque causa problemas cardiacos, de vesícula biliar y síndrome metabólico, sino porque también segrega hormonas peligrosas. Algunas de las hormonas producidas por las células grasas pueden incrementar el riesgo de padecer cáncer mamario o resistencia a la insulina, lo que provoca diabetes.

Efectos intestinales

La falta de ejercicio provoca estreñimiento, según KidsHealth.org. El ejercicio ayuda a la digestión y a que el cuerpo expulse los desperdicios. Cuando no haces ejercicio, la digestión se vuelve más lenta y causa estreñimiento; y si además padeces de grasa visceral corres el riesgo de desarrollar cáncer de colon. MayoClinic reporta que no hay evidencia que soporte la relación entre el estreñimiento y el cáncer de colón, pero la revisión médica regular fomenta la detección temprana y el tratamiento exitoso.

Más galerías de fotos



Escrito por kristin davis | Traducido por diana i. almeida