Cutículas dañadas del cabello

Las cutículas dañadas pueden causar puntas abiertas y darle a tu cabello una apariencia seca. Las cutículas dañadas pueden tener varias razones, incluidos factores internos y externos. El cabello es delicado y se debe manipular como tal. Por suerte, existen tratamientos para volver a tener un cabello saludable.

Identificación

El cabello se compone de muchas capas. La capa externa del cabello es la cutícula, que se compone de capas de una proteína denominada queratina. Esta capa resistente cubre y protege la corteza. La cutícula del cabello tiene una estructura de escamas superpuestas en alineación vertical, así lo indica el sitio web Surviving Hair Loss. La corteza es lo que le brinda volumen al cabello y también controla la flexibilidad y elasticidad. Cuando la cutícula del cabello se daña, esta estructura resistente deja de mantener al cabello unido y las fibras se desplazan y abren.

Causas

El cabello saludable tiene cutículas cerradas. Ciertos factores pueden cambiar la superficie de la cutícula, incluido el champú. Algunos champús fuertes no sólo eliminan los aceites naturales del cabello, sino que también dañan la cutícula al desgarrar las escamas superpuestas. Tocarse el cabello con frecuencia, ya sea cepillándolo o enrollándolo con los dedos, también daña las cutículas. Los accesorios y el modelado ejercen mucha presión sobre el cabello. Las gomas para el pelo, los peines y las horquillas eventualmente pueden desgastar la cutícula del cabello si se usan a diario. Según el sitio web Women Fitness, cualquier tipo de calor sobre el cabello puede causar daños al levantar las escamas superpuestas y dejar ingresar el agua y otras sustancias. El calor también puede eliminar partes de la cutícula formando poros en la superficie que resultan en un cabello débil. El cloro de las piscinas y la sal del océano también pueden dañar las cutículas.

La opinión de los expertos

Las cutículas son las fibras del cabello más expuestas al aseo y el estrés ambiental, así lo establece un estudio llevado a cabo en 1998 y publicado en “Journal of Cosmetic Science”. Cuando el cabello se calienta, el agua se evapora rápidamente tanto fuera como dentro del cabello. Esta deshidratación provoca cambios dentro de la corteza. El estudio evaluó el uso de secadores sobre el cabello mojado. Los resultados mostraron que las grietas aparecen cuando las cutículas se someten a una reducción drástica en su estado de hidratación. Las grietas ocurrieron en las tres capas del cabello. Las cutículas externas se volvieron quebradizas, rígidas y agrietadas a causa de la excesiva presión en las tres capas.

Tratamiento

El mejor método de tratamiento para las cutículas dañadas es evitar sus causas. Cuando el cabello comienza a quebrarse, por lo general lo hace desde la punta, lo que se conoce como puntas abiertas. Recortar tu cabello regularmente no previene los daños, pero sí evita que se agraven. Lo mejor es no perturbar al cabello; trata de no tocártelo ni cepillarlo en exceso. Los champús suaves son la mejor opción para las cutículas del cabello aunque no es necesario lavarlo a diario. Usa un acondicionador en lugar de o junto con el champú para mantener el cabello fuerte, limpio e hidratado. Evita teñirlo o tratarlo químicamente. Considera los tratamientos de aceite caliente para el cabello a fin de evitar el quiebre y las puntas abiertas.

Consideraciones

Una dieta saludable y la ingesta adecuada de agua son esenciales para un cabello saludable. Si bien las deficiencias de vitaminas o la malnutrición no tienen un impacto directo en las cutículas del cabello, podrían volverlo vulnerable a los factores que dañan las cutículas.

Más galerías de fotos



Escrito por nicole adams | Traducido por valeria d'ambrosio