¿Cuántos vasos de agua deberías beber al día para perder peso?

El mayor beneficio de beber agua es que puedes tomar tanta como quieras sin añadir ninguna caloría más a tu dieta. Aparte de eso, el agua puede, de hecho, disminuir tu apetito y mejorar tus esfuerzos de pérdida de peso. Simplemente ten cuidado con tu consumo de agua, porque demasiada puede hacer daño, en vez de ayudar a tu salud.

Cantidad mínima

La vieja regla básica es beber vasos de 8 onzas (227,3 ml) de agua cada día, que es 64 onzas (1,8 l). Pero dependiendo de tu género y nivel de actividad, eso probablemente no es suficiente. De acuerdo con la Junta de Comida y Nutrición del Instituto de Medicina, los hombres necesitan 3,7 litros, o 125 onzas, que es alrededor de 15 1/2 vasos de 8 onzas (227,3 ml) de líquido cada día. Como mujer, deberías tomar 2,7 litros, o 91 onzas, que es alrededor de 11 1/2 vasos de 8 onzas. Pero para la pérdida de peso, quizás quieras beber más que eso y basar tu consumo de agua alrededor de tus comidas.

Agua adicional para pérdida de peso

En 2010, los investigadores en la Reunión Nacional de la Sociedad Estadounidense de Químicos nº 240 presentaron descubrimientos sobre los beneficios del agua para perder libras de peso. El estudio incluía a 48 adultos separados en dos grupos. El primer grupo no añadía nada de agua adicional a sus dietas. Los participantes en el segundo grupo bebieron dos vasos de 8 onzas (227,3 ml) de agua antes de cada comida. Los participantes que bebieron el agua adicional solían consumir entre 75 y 90 calorías menos de esa comida, probablemente porque el agua les llenaba. Tras la conclusión del estudio de 12 semanas, los investigadores observaron que los que bebían agua perdieron 5 libras más, de media, que el grupo de participantes que no bebieron nada de agua adicional. De modo que, antes de tomar ese tenedor, llena tu vaso de agua un par de veces.

Tomar demasiada

Incluso aunque puedas, generalmente, tomar tanta agua como quieras mientras haces dieta, ten cuidado con pasarte. Las grandes cantidades de agua causan un desequilibrio en tus electrolitos. En casos extremos, tu pulso se debilita y podrías desmayarte. Si tu orina es transparente, si empiezas a tener jaquecas o si te debilitas mucho, podría ser un signo de que estás bebiendo demasiada agua y que necesitas frenar antes de que se vuelva detrimental para tu salud.

Consejos especiales

Generalmente, si te sientes sediento, tu cuerpo te está diciendo que te estás deshidratando. Algunas veces un estómago que ruge es simplemente una señal de que tienes sed, no hambre. La siguiente vez que sientas el impulso de tomar un tentempié, bebe un vaso o dos de agua en su lugar. Termina una tarea, como doblar la ropa o terminar con los correos electrónicos, y después mira cómo va tu nivel de hambre. Si te sigues sintiendo hambriento, toma una manzana, un puñado de nueces u otro tentempié saludable (con otro vaso de agua, por supuesto).

Más galerías de fotos



Escrito por melodie anne | Traducido por natalia navarro