¿Cuánto tiempo deberías esperar para ejercitarte luego de un desgarro muscular?

Aún una distensión, desgarro o tirón muscular moderados pueden ocasionar suficiente dolor como para que sólo quieras buscar un sitio mullido en el sofá. En consecuencia, por cuánto tiempo ocuparás ese lugar confortable dependerá de qué musculo se ha lesionado y el grado de la lesión; cuanto más seria sea, más prolongado resultará el período de rehabilitación. Tomarse el tiempo correcto para sanar, y respetar las pautas siguientes para la rehabilitación, pueden acelerar el proceso de recuperación además de ayudar a prevenir lesiones futuras.

Evaluar la lesión


De manera típica, las lesiones moderadas en los tendones o en los músculos causan un dolor inmediato, una inflamación leve y mialgia en el área afectada, que pueden durar unos pocos días.

De manera típica, las lesiones moderadas en los tendones o en los músculos causan un dolor inmediato, una inflamación leve y mialgia en el área afectada, que pueden durar unos pocos días. Una distensión de segundo grado provoca algún daño muscular o una disminución en la fuerza, y los síntomas pueden prolongarse desde varios días hasta semanas. Un desgarro de tercer grado resultará en pérdida de fuerza muscular y una incomodidad significativa. Estas lesiones pueden tardar en curarse desde varias semanas hasta meses, y con frecuencia requieren terapia física formal o reparación quirúrgica seguida por meses de rehabilitación.

A corto plazo


La mayor parte de los desgarros musculares responden bien a un régimen inicial de descanso, hielo, compresión y elevación.

De acuerdo con la American Academy of Orthopaedic Surgeons, la mayor parte de los desgarros musculares responden bien a un régimen inicial de descanso, hielo, compresión y elevación, también conocido como el protocolo RICE (según siglas en inglés). Para una distensión moderada, el descanso del músculo involucrado y la aplicación de paquetes de hielo varias veces por día deberían reducir la inflamación y la incomodidad, y permitirte retornar a tu entrenamiento dentro de unos pocos días. De todos modos, la AAOS advierte que aun los tirones musculares moderados pueden tomar desde 10 días hasta tres semanas para sanar por completo, y sugiere dejar que el dolor te guíe con respecto a la actividad. Recomienda un retorno gradual luego de varias semanas hasta el nivel de ejercitación previo, y que detengas una actividad de inmediato si sientes algo más que una mialgia moderada en el área afectada.

Rehabilitación a largo plazo


En general, la fase de rehabilitación comienza a un nivel de intensidad mucho más bajo que el que acostumbrabas antes de la ocurrencia de la lesión.

Luego de que el dolor y la inflamación iniciales causadas por una distensión muscular se resuelvan, el médico puede recomendar un programa de ejercicios o terapia física diseñado a reacondicionar los músculos lesionados, y a mejorar el nivel de entrenamiento integral. Una distensión del músculo isquiotibial, la lesión muscular más común entre los corredores, requerirá ejercicios que estiren y fortalezcan los isquiotibiales, así como también los cuádriceps, los músculos en el frente del muslo. Las distensiones lumbares, una lesión muscular muy común, responden bien a la rehabilitación que fortalece la espalda, los glúteos y los músculos abdominales. En general, la fase de rehabilitación comienza a un nivel de intensidad mucho más bajo que el que acostumbrabas antes de la ocurrencia de la lesión. De todos modos, con el tiempo, la meta será retornar a tu nivel de entrenamiento previo, o a uno mejorado, sin ningún tipo de incomodidad, lo cual puede tomar desde semanas hasta meses.

Prevención


La AAOS recomienda ejercicios de estiramiento diarios y programas de fortalecimiento de rutina con el fin de ayudar a mantener los músculos flexibles y fuertes.

Los músculos tensos y débiles son más proclives a las distensiones y desgarros, y la AAOS recomienda ejercicios de estiramiento diarios y programas de fortalecimiento de rutina con el fin de ayudar a mantener los músculos flexibles y fuertes. Además, menciona que la fatiga muscular coloca a las personas ante un riesgo mayor de lesiones o lesiones reiteradas. La fatiga muscular ocurre cuando los músculos trabajan en exceso de manera crónica, o retornas a un nivel de ejercitación elevado con demasiada rapidez luego de una lesión.

Más galerías de fotos



Escrito por sandra king | Traducido por sofia elvira rienti