¿En cuánto tiempo aumentaré de peso luego de dejar de fumar?

Cuatro de cada cinco ex fumadores ganan peso poco después de dejar de fumar cigarrillos, según la investigación del tabaco y el Programa de investigación y prevención en la University of South Florida's H. Lee Moffitt Cancer Center and Research Institute (Universidad de Florida del Sur, centro de cáncer e instituto de investigación). Los beneficios para la salud de vivir libre de tabaco compensa la molestia de los kilos de más, y el aumento no tiene por qué ser permanente.

Marco de tiempo

El H. Lee Moffitt Cancer Center and Research Institute (Centro de Cáncer H. Lee Moffitt e Instituto de Investigación) explica que los fumadores suelen aumentar de peso durante los primeros seis meses de dejar de fumar. El aumento de peso promedio es de cuatro a 10 libras. Las personas que eran fumadoras empedernidas generalmente ganan más peso que aquellos que fumaban una cantidad moderada. Muchos comienzan a perder las libras de más después de los seis meses.

Causa

Los fumadores que dejan de fumar suelen aumentar algunas libras debido a los cambios en el metabolismo. El Centro de Cáncer H. Lee Moffitt y el Instituto de Investigación informa que la nicotina de los cigarrillos aumenta la tasa metabólica de una persona y aumenta la velocidad en la que se queman calorías. El corazón de un fumador a menudo late entre 10 y 20 veces más por minuto en comparación con un no fumador. La tasa metabólica del cuerpo vuelve a la normalidad cuando se detiene el consumo de tabaco, lo que significa que se utilizan menos calorías. Los excesos se pueden convertir en grasa, dependiendo de la dieta de la persona y su nivel de actividad.

Consideraciones

Los fumadores a menudo experimentan un aumento en el apetito poco después de dejar de fumar. Este efecto suele persistir más tiempo que otros síntomas de abstinencia, según el Centro del Cáncer H. Lee Moffitt y el Instituto de Investigación, lo que significa un potencial aumento del consumo de bocadillos y de peso. A las personas les gusta la sensación de tener algo en la boca como un reemplazo del cigarrillo.

Prevención

El Centro de Cáncer H. Lee Moffitt y el Instituto de Investigación explica que los fumadores pueden compensar el potencial aumento de peso con un plan sano para dejar de fumar. Un metabolismo más lento aumenta con el ejercicio, y el consumo de menos calorías significa menos posibilidades de ganar kilos de más. Los ex fumadores pueden reducir el consumo de alimentos grasos y dulces y centrarse en frutas, verduras, carnes magras, frijoles y granos enteros en su lugar. El Dr. Rosenow recomienda el uso de la goma de mascar sin azúcar, palitos de vegetales o palillos de dientes con sabor como sustitutivos de los cigarrillos.

Advertencia

Los fumadores son a veces desalentados por el aumento de peso y empiezan a usar cigarrillos otra vez. El Centro de Cáncer H. Lee Moffitt y el Instituto de Investigación advierte en contra de hacer esto porque el tabaco suele ser mucho peor para la salud, que el exceso de peso. Un paquete de cigarrillos fumados en un día pone tanta presión sobre el corazón como 90 libras de sobrepeso, explica el Centro.

Más galerías de fotos



Escrito por barb nefer | Traducido por eliana belen doria