¿Cuánto aceite de pescado deben las mujeres embarazadas tomar en el primer trimestre?

El aceite de pescado se encuentra en peces de agua fría, como el salmón y también en los suplementos que se pueden hacer a partir de grasa de ballena, de hígado de bacalao, halibut, atún y caballa. El aceite de pescado contiene ácidos grasos omega-3 como el ácido eicosapentaenoico o EPA, y el ácido docosahexaenoico o DHA. La American Pregnancy Association afirma que la dieta típica estadounidense es deficiente en ácidos grasos omega-3, por lo que encontrar maneras de agregar aceite de pescado a tu dieta en el embarazo es importante. La cantidad que necesitas tomar puede depender de la fuente y tus necesidades nutricionales.

Beneficios

Los ácidos grasos omega-3 encontrados en el aceite de pescado son importantes para el desarrollo y no son producidos por el cuerpo humano. Ayudan a tu cuerpo a mantener su producción de prostaglandinas, una sustancia que ayuda a regular la presión arterial, transmitir los nervios y la coagulación de la sangre. También ayudan con el cerebro, ojos, sistema nervioso central y el desarrollo del corazón y son especialmente importantes para el cerebro de tu bebé antes de nacer y el desarrollo de la visión. Los ácidos grasos omega-3 también pueden ayudar a reducir el riesgo de preeclampsia, que se caracteriza por presión arterial alta durante el embarazo.

Cantidad

La American Pregnancy Association establece que las mujeres embarazadas necesitan 300 miligramos de DHA cada día. Medline Plus, un recurso en línea de los National Institutes of Health, señala que 5.1 gramos de aceite de pescado con una proporción de uno a cinco de EPA y DHA se utiliza para las mujeres embarazadas con antecedentes de aborto involuntario. Para encontrar la mejor fuente de aceite de pescado, la dosificación para tu situación de salud, habla con tu médico y sigue sus instrucciones.

Advertencia

Según Medline Plus, es el aceite de pescado tiende a ser seguro para su uso durante el embarazo, siempre y cuando se tomes la dosis recomendada. El exceso de aceite de pescado puede evitar que la sangre coagule adecuadamente. Si recibes tu aceite de pescado de peces de agua fría, asegúrate de que no consumes pescado con altos niveles de mercurio que podrían dañar al feto. Pescados a evitar incluyen el blanquillo, el tiburón y el pez espada.

Recomendaciones

Si buscas un suplemento de aceite de pescado, lee la etiqueta con cuidado para asegurarte de que estás recibiendo un suplemento de calidad que no se hace de pescado con alto contenido de mercurio. Según la American Pregnancy Association, un suplemento de aceite de pescado de calidad no tiene un olor a pescado. Busca suplementos que también contienen otros nutrientes, como el hierro, calcio y vitaminas A, B-2, C y D.

Más galerías de fotos



Escrito por rose welton | Traducido por gabriela nungaray