¿Cuáles son los niveles normales de A1c en niños?

Después de que tu hijo haya comido, su cuerpo desglosa los nutrientes en un azúcar llamado glucosa, la fuente de energía para todas las células del cuerpo. Si algunas de esas moléculas de glucosa no son necesitadas por las células del cuerpo, permanecen en su flujo sanguíneo y se unen permanentemente a la hemoglobina en sus células rojas de la sangre. De acuerdo con el sitio web de Children with Diabetes, un análisis de sangre de laboratorio conocido como nivel de hemoglobina glucosilada, abreviado HbA1c o simplemente A1c, mide el porcentaje de las células rojas que tienen glucosa unida a ellas.

Importancia

De acuerdo con Children with Diabetes, las células rojas viven alrededor de 90 días en el cuerpo de un niño. Dado que la prueba A1c mide el porcentaje de las células rojas de la sangre de tu hijo que tienen glucosa unida a ellas, te da una buena idea de la cantidad de glucosa extra que ha ingerido en los últimos tres meses.

Línea de referencia

De acuerdo con la Universidad de California, San Francisco Children's Hospital, la mayoría de los niños tienen un A1c entre 4% y el 6%. Si tu niño tiene diabetes, sus lecturas A1c serán más altas que esta línea de referencia.

Objetivo

Según la American Diabetes Association, los médicos deben tener en cuenta la edad del niño al establecer metas para sus lecturas de A1c. La ADA dice que los niños menores de 6 años de edad que tienen diabetes deben tener una meta de A1c del 7,5% a 8,5%. De 6 a 12 años de edad deben aspirar a los valores de A1c por debajo del 8%, y aquellos con 13 a 19 años deben mantenerse por debajo del 7,5%.

Consideraciones

De acuerdo con Children with Diabetes, dos niños con la misma lectura de A1c pueden tener muy diferentes fluctuaciones de glucosa en la sangre con el tiempo. Un niño puede tener una gran cantidad de valores altos y bajos que producen un A1c de 7%, mientras que el segundo podría tener niveles de glucosa moderados que también producen una lectura del 7%. Cuando supervisas la diabetes de tu hijo, es importante prestar atención tanto al A1c como a los los niveles diarios de glucosa que midas en casa con el medidor de tu hijo.

Aplicación

Si tu niño tiene diabetes, su médico ordenará pruebas de A1c regulares para ayudar a planificar su dieta, ejercicio, medicamentos orales y las dosis de insulina. El objetivo es mantener un A1c bajo sin causar episodios peligrosos de hipoglucemia.

Consejo

Si la diabetes de tu hijo está bien controlada, la ADA afirma, debería hacerse la prueba de A1c dos veces al año. De acuerdo con la Universidad de California, San Francisco Children’s Hospital, las lecturas de A1c pueden variar de un laboratorio a otro, por lo que es una buena idea seleccionar un sólo laboratorio y continuar con él.

Más galerías de fotos



Escrito por sandy keefe | Traducido por eduardo sanchez