¿Cuáles son los beneficios de nadar con aletas?

Escrito por Sam Ashe-Edmunds
Nadar con aletas fortalece los músculos y aumenta la flexibilidad.

Una variedad de tipos de aletas están disponibles, cada uno con sus propios beneficios. Las aletas se diferencian generalmente por la longitud y la rigidez de la hoja. Las hojas más cortas ofrecen mayor velocidad, con menor esfuerzo. Las hojas de longitud media ofrecen más potencia, con una disminución de la velocidad. Las aletas más largas se utilizan para el buceo, lo que resulta en un movimiento de patada lento, con más propulsión. A pesar de las diferencias, usar aletas proporciona beneficios tanto para los nadadores serios como para los casuales.

Mejor técnica

Las aletas proporcionan una mayor facilidad de propulsión. Usar aletas disminuye la necesidad de compensación de un nadador al intentar patadas más grandes (más amplias) con las rodillas dobladas, así como rotaciones de lado a lado innecesarias, lo que puede afectar la posición del cuerpo. Una mejor posición del cuerpo resulta en una técnica más coordinada y eficaz, que proporciona mejores resultados (tiempos mejores, menos fatiga, entrenamientos más largos).

Aumento de la velocidad

Nadar con aletas permite quemar más calorías y ofrece más beneficios cardiovasculares.

Las hojas de la aleta desplazan más agua que los pies, impulsando al nadador a través del agua más rápido. Los récord mundiales de velocidad en natación de nadadores con aletas son aproximadamente 15% más altos que los de los nadadores sin aletas.

Fortalecimiento de los músculos

Las aletas benefician tanto a los nadadores serios como a los recreativos.

La masa más amplia de la hoja de una aleta de natación (en comparación con el tamaño de un pie) desplaza más agua, y requiere más esfuerzo muscular de las piernas que nadando sin aletas. Esto aumenta el tamaño y la fuerza muscular. La patada descendente utiliza los cuádriceps, mientras que la patada hacia arriba utiliza los femorales.

Se queman más calorías al usar músculos más grandes

Usar aletas implica que el nadador aumente el uso de los músculos de las piernas, que son más largos que los de los brazos, muñecas y tobillos usados al nadar. Usar músculos más grandes permite quemar más calorías. Por lo tanto, las personas que nadan con aletas queman más calorías que las personas que no las usan.

Tiempos de nado más largos

Las aletas permiten que el nadador haga más esfuerzo del que haría si se impulsara a sí mismo usando sólo las piernas y los brazos. Esto mejora la técnica y disminuye el cansancio, permitiendo que el nadador trabaje por más tiempo. Los tiempos de nado más prolongados aumentan los beneficios de la natación a la salud.

Más beneficios cardiovasaculares y aumento de la flexibilidad muscular

Los aumentos de la utilización de los músculos más grandes y tiempos de nado más prolongados se suma a los beneficios cardiovasculares de la natación. Nadar con aletas también requiere hiperextensión del tobillo. Después de un uso repetido, esto termina por ayudar a estirar los músculos de los tobillos, aumentando así la flexibilidad. Algunos nadadores pueden experimentar dolor de tobillos cuándo comienzan a usar aletas, pero esto disminuirá con el uso.