¿Cuáles son los diferentes tipos de B12?

La vitamina B-12 es una de las vitaminas de mayor tamaño y complejidad. Parte de esta complejidad surge del hecho de que la B-12 es la única vitamina que contiene un ion metálico de cobalto, que es la razón por la cual el término "cobalamina" se utiliza para referirse a esta vitamina. Existen varias formas sintéticas diferentes y de origen natural de vitamina B-12, que tienen propiedades ligeramente diferentes.

Cobalamina y cianocobalamina

Cobalamina es el término más general para la vitamina B-12. La cianocobalamina fue la primera forma sintética de la cobalamina, creada en un laboratorio. La mayoría de los suplementos vitamínicos B-12 contienen cianocobalamina. Estos suplementos están disponibles en varias formas, incluyendo un líquido inyectable, un gel nasal o una pastilla que se puede tomar por vía oral. Puedes comprar cianocobalamina sola, incluida en complejos multivitaminicos o en un complejo de vitamina B.

Hidroxocobalamina

La hidroxocobalamina es otra forma sintética de la vitamina B-12. El proceso para crear hidroxocobalamina se descubrió más tarde que el proceso para crear cianocobalamina y, en consecuencia, la hidroxocobalamina no se utiliza tan comúnmente como la cianocobalamina. Ambas formas tienen propiedades muy similares, aunque pueden causar efectos secundarios ligeramente diferentes en diferentes personas.

Metilcobalamina

El cuerpo convierte la vitamina B-12, tanto si es administrada como cianocobalamina o hidroxocobalamina, en otras formas activas de cobalamina para cumplir diferentes funciones dentro del cuerpo. Un ejemplo es la metilcobalamina, que es una forma ligeramente modificada de la cobalamina, que interactúa con la metionina sintasa, una enzima crítica implicada en la síntesis de ADN.

Adenosilcobalamina

Otra forma activa de la vitamina B-12 es adenosilcobalamina. Esta forma de cobalamina interactúa con una enzima diferente llamada metilmalonil CoA mutasa, enzima metabólica implicada en la descomposición de los ácidos grasos en el cuerpo. El cuerpo convierte la cobalamina en sus diferentes formas, dependiendo de las necesidades actuales del cuerpo. Las bacterias que viven en los intestinos o el hígado pueden crear otras formas de cobalamina, sin embargo, las funciones de cualquiera de estas formas aún no se conocen en su totalidad.

Más galerías de fotos



Escrito por matthew busse | Traducido por luis eduardo barbosa