¿Cuáles son los beneficios del té de Sello de Salomón?

El té de Sello de Salomón (Polygonayum odoratum) se puede utilizar para aliviar una amplia variedad de dolencias que van desde las lesiones deportivas hasta la inflamación gastrointestinal. Esta versátil hierba tiene una rica historia. La gente en América del Norte, Europa y Asia la han utilizado durante siglos en diferentes formas: como tintura herbal, pomada, té o suplemento en forma de píldoras.

Aliviando lesiones

El té de Sello de Salomón puede contribuir a reparar las lesiones deportivas y otros traumatismos agudos en músculos, tendones, ligamentos, huesos, articulaciones y cartílagos. Se sabe que es capaz de beneficiar a todo el sistema musculo-esquelético del cuerpo, fortaleciendo, reparando, tensando o aflojando músculos, ligamentos y tendones según sea necesario. Esta planta también puede ayudar a que los tejidos dañados vuelvan a su estado original creando un equilibrio físico que permite que las viejas lesiones se corrijan y las nuevas se prevengan. Las infusiones de esta planta también mejoran la calidad del líquido sinovial e incrementan su producción para que las articulaciones sufran menos por la fricción. Cuando se aplica como ungüento de manera externa, el Sello de Salomón acelera el proceso de curación de heridas y contusiones, además de que facilita la eliminación de sangre coagulada, líquidos infectados y otras materias extrañas, como puede ser polvo y suciedad. Algunas personas usan el té Sello de Salomón para recuperarse rápidamente de una cirugía.

Reduciendo la inflamación

Muchas personas utilizan el té de Sello de Salomón para reducir la gravedad de algunos problemas gastrointestinales tales como la indigestión, el ardor de estómago, la diarrea, las ulceras y otros problemas que suelen ser causa de ​​inflamación. Dicho preparado calma los tejidos irritados o dañados mientras alimenta a las bacterias saludables que habitan en el interior del cuerpo. Algunas personas que sufren de la inflamación provocada por la artritis, reportan que han encontrado un gran alivio del dolor después de beber el té de Sello de Salomón. Las mujeres también los usan para reducir la severidad de los dolores menstruales, para contrarrestar la inflamación de la piel que resulta de quemaduras soles, barros y espinillas y ulceraciones, o para mejorar el cutis, ya que previene la aparición de manchas y el oscurecimiento de las pecas, dos fenómenos que suelen agudizarse en la vejez.

Un buen expectorante

Debido a su poder expectorante, el té Sello de Salomón puede ayudar a despejar por completo la congestión pulmonar. Es bastante común que la gente utilice este preparado para tratar la tos, ya que afloja efectivamente la mucosa en los pulmones y calma la irritación de la garganta. En siglos pasados, también se usaba la infusión de Sello de Salomón para tratar enfermedades como la tisis, las hemorragias pulmonares y la tuberculosis.

Otros beneficios

El Sello de Salomón ofrece otros beneficios que van más allá de su poder para aliviar lesiones, reducir la inflamación y despejar los pulmones. También se cree que sirve para bajar la presión sanguínea e incrementar la concentración y la claridad mental. El té de Sello de Salomón es tan versátil, puede utilizarse en el tratamiento de una amplia variedad de dolencias.

Más galerías de fotos



Escrito por whitney hopler | Traducido por pei pei