¿Cuales son los beneficios para la salud de las hojas de las fresa?

Las hojas de las plantas de fresas (strawbery) se ​​pueden utilizar para preparar diversos tés, y sus nutrientes pueden ser extraídos y combinados con otros ingredientes en tablas nutricionales destinadas a promover la salud en general y la función digestiva. Por lo general, las hojas de la fresa se ​​secan y se utilizan ya sea enteras o en fragmentos con algunos tallos y partículas de las flores. Las hojas de fresas se ​​utilizan principalmente para aliviar el malestar gastrointestinal y dolores en las articulaciones, y también contienen minerales y vitaminas esenciales que pueden ofrecer una amplia gama de beneficios. Consulta a tu médico antes de usar cualquier remedio a base de hierbas, especialmente si tomas medicamentos, debido a la posibilidad de una interacción.

Efectos digestivos

El té de hojas de fresas es más comúnmente utilizado para mejorar la digestión y el equilibrio de los ácidos a través de tu tracto digestivo para aliviar los síntomas de malestar gastrointestinal. Las hojas de fresas contienen taninos, bio-moléculas que se unen a proteínas, aminoácidos, alcaloides y otros compuestos con un bajo pH que pueden representar un exceso de estrés en tu sistema digestivo. Las hojas de fresas pueden ayudar a aliviar el malestar estomacal y reducir los síntomas de náuseas, hinchazón, calambres estomacales y diarrea. Busca el consejo de tu médico antes de probar éste o cualquier remedio herbal.

Artritis

Los compuestos que se encuentran en las hojas de las fresas, como el ácido cafeico diurético natural, pueden ayudar a sacar el agua de las articulaciones, lo que puede aliviar el dolor y la inflamación asociada con enfermedades como la artritis y el reumatismo. La artritis es una enfermedad articular crónica que consiste en la inflamación crónica de las articulaciones de stu cuerpo, mientras que el reumatismo es una forma específica del dolor articular crónico. La inflamación es causada por el exceso de retención de líquidos en los tejidos blandos que rodean las articulaciones, causando rigidez, dolor y pérdida de movilidad. En un estudio en 2000 publicado en "Neuroimmunomodulation", un periódico, los investigadores sugieren que el ácido cafeico puede ser útil como un compuesto anti-inflamatorio.

Minerales y vitaminas benéficos

Las hojas de fresas contienen trazas de minerales y vitaminas, tales como hierro, calcio y vitamina C, que son importantes para la salud y el mantenimiento de muchas funciones corporales. University of Maryland Medical Center, UMMC, dice que el hierro puede mejorar los glóbulos rojos y la producción de hemoglobina, ayudando a tratar la anemia. UMMC también afirma que el calcio ayuda a la salud del hueso y puede prevenir la osteoporosis. Las hojas de fresas también contienen altas cantidades de vitamina C, o ácido ascórbico, que actúa como un potente antioxidante en el cuerpo. El profesor Melvin H. Williams, en su libro "Nutrition for Health, Fitness, and Sport", dice que la vitamina C neutraliza los efectos de los radicales libres y otras toxinas potencialmente dañinas en todo el cuerpo, fortalece el sistema inmunológico y el fortalecimiento de tu capacidad para combatir las infecciones y enfermedades.

Precauciones

Algunas precauciones importantes se deben tomar con el té o cápsulas que contengan hojas de fresas o extracto de hojas de fresas. Si eres alérgico a las fresas, también puedes experimentar una reacción alérgica potencialmente grave con las hojas de fresas, o los taninos y otros compuestos extraídos de ellas. Los signos de una reacción alérgica a las hojas de fresas incluyen hinchazón de la cara y el cuello, dificultad para respirar, y la aparición de una erupción en la piel o urticaria. Busca atención médica de inmediato si experimentas cualquiera de estos síntomas después de ingerir hojas de fresas o extracto de hojas de la fresas.

Más galerías de fotos



Escrito por joe king, m.s. | Traducido por andrés marino ruiz