¿Cuáles son los beneficios para la salud de las remolachas en vinagre?

Las remolachas, también conocidas como betarragas o betabeles, son un tipo de tubérculo fácilmente identificables por su color rojo púrpura brillante. Pueden ser cultivadas en una amplia variedad de climas, a pesar de que no siempre se mantienen maduras por un largo tiempo, lo que hace que encurtirlas sea una opción atractiva. Las remolachas en vinagre ofrecen una serie de beneficios para la salud ya que son ricas en fibra y ciertas vitaminas y minerales.

Bajas en grasa

Las remolachas en vinagre son muy bajas en grasa, con menos de 0,2 g por taza de vegetal en rebanadas. La grasa es alta en calorías, por lo que el consumo de alimentos bajos en grasa puede ayudar a controlar el peso. Además, algunos tipos de grasas, saturadas y trans, puede producir un mayor riesgo de enfermedades del corazón, afortunadamente, las betabeles encurtidas no contienen estas grasas.

ricas en carbohidratos

Los carbohidratos son la fuente principal de combustible para el organismo, por lo que los atletas y otras personas activas tal vez deseen consumirlos en grandes cantidades. Las remolachas en vinagre pueden ser una buena opción, ya que una taza de remolacha en vinagre en rodajas proporciona 37 g de hidratos de carbono. De acuerdo a la investigación de diciembre de 2010 de la "International Journal of Sport Nutrition and Exercise Metabolism", los hidratos de carbono también son un componente crucial de una comida bien diseñada para después del entrenamiento.

Ricas en fibra

Las remolachas encurtidas son también una buena fuente de fibra dietética. Una taza de remolacha en rodajas proporciona 6 gramos de este nutriente. La fibra ofrece una serie de beneficios para la salud, como fomentar un sistema digestivo saludable, dar sensación de saciedad y promover unos niveles estables de azúcar en sangre.

Altas en potasio

Si eres activo, puedes beneficiarte no sólo de los hidratos de carbono de la remolacha encurtida, sino también del contenido de potasio. El potasio es un electrolito, lo cual significa que facilita la transmisión de los impulsos nerviosos eléctricos en tu cuerpo. Sudar puede provocar la pérdida de potasio y la falta de potasio puede causar debilidad, falta de energía, ritmo cardíaco irregular y calambres musculares.

Buena fuente de magnesio

Las remolachas encurtidas son una buena fuente de magnesio, un nutriente que ayuda a mantener las funciones adecuadas de los nervios, músculos, sistema inmunológico y corazón. Demasiado poco magnesio puede producir debilidad, fatiga y pérdida de apetito.

Altas en vitamina A

Las remolachas en conserva son ricas en vitamina A, un nutriente que produce muchos beneficios. Tu organismo la usa para asegurar la adecuada salud de tus ojos, piel, dientes y membranas mucosas.

Riesgos del contenido de sodio

Come remolachas con moderación para evitar el consumo excesivo de sodio. Una taza de trozos de remolachas encurtidas viene cargado con más de un tercio del límite del consumo diario de sodio. Si comes regularmente muchos alimentos ricos en sodio, incluyendo las remolachas encurtidas, te enfrentas a un mayor riesgo de hipertensión arterial, que a su vez aumenta la probabilidad de desarrollar enfermedades cardiovasculares. Evita otros platos altos en sodio los días que consumas remolachas encurtidas para limitar tu ingesta de sodio.

Más galerías de fotos



Escrito por brian willett | Traducido por frances criquet