¿Cuáles son los beneficios para la salud de la cocina italiana?

La cocina italiana contiene muchos beneficios para salud. Tiene una abundante cantidad de plantas mínimamente procesadas y aceite de oliva, junto con cantidades moderadas de vino, dulces, lácteos, huevos y carne roja. Según un estudio publicado en "Clinical Interventions in Aging" en marzo de 2008, la cocina mediterránea provee ciertos nutrientes que ayudan a reducir los riesgos asociados con algunas enfermedades crónicas.

Manejo de peso

Una variedad de frutas y verduras frescas juegan un rol importante en la cocina italiana tradicional. Muchos alimentos incluidos en los platos italianos, como los tomates, la espinaca, las verduras de hojas verdes, las frutas cítricas, las cebollas y el ajo, tienen bajo contenido calórico y de grasas, pero tienen un alto valor nutritivo. Contienen nutrientes como vitamina A, que ayuda a promover una visión saludable y hierro, que ayuda a transportar el oxígeno por todo tu cuerpo y es esencial para las reacciones químicas. Estos alimentos, junto con un programa de control de porción, te pueden ayudar no sólo a mantener un peso saludable sino también a ayudarte a bajar de peso.

Beneficios con las fibras

La fibra dietaria es abundante en la cocina italiana tradicional y ofrece importantes beneficios para la salud, especialmente para el sistema digestivo. La fibra, una forma de carbohidrato que se encuentra en los alimentos provenientes de las plantas, no es digerida por los humanos. Ayuda a reducir los niveles de colesterol en sangre, a mantener estables los niveles de azúcar en sangre y a prevenir el estreñimiento. Incluye en tu dieta alimentos ricos en fibra como frutas, verduras, granos, legumbres y nueces (nuts), tal como lo hacen los italianos, para asegurarte de obtener los beneficios de los alimentos ricos en fibra.

Salud cardíaca

Alimentos como el aceite de oliva y los mariscos (muestras de la cocina italiana) son excelente fuentes de grasas saludables. El aceite de oliva y el pescado fresco, como el salmón, el atún y las sardinas, contienen ácidos grasos omega 3 que están vinculados con la prevención de la enfermedad cardíaca coronaria, una disminución en los triglicéridos en sangre y la reducción de la presión sanguínea. Además, esa copa de vino tinto, que comúnmente acompaña una comida Italiana, puede ser buena para tu corazón. En un estudio publicado en "Drugs Under Experimental and Clinical Research" en 1999, se descubrió que el consumo de vino, especialmente de vino tinto, reduce la incidencia de mortalidad de enfermedad cardíaca coronaria.

Poder antioxidante

Poderosos antioxidantes, incluyendo vitaminas A, C y E así como también el licopene, la luteína, el betacaroteno y el selenio, son abundantes en comidas como frutas y verduras, comidas integrales y nueces (nuts), que forman una gran parte de la dieta italiana. Comer alimentos ricos en antioxidantes ayuda a proteger tu cuerpo de los radicales libres, que son moléculas inestables que causan daño celular, ayudando así a reducir el riesgo de desarrollar cáncer. Por ejemplo, un estudio publicado en "Experimental Biology and Medicine" en noviembre de 2002 descubrió que el aumento en el consumo de tomates y productos a base de tomate puede ser beneficioso en la prevención del cáncer de próstata.

Más galerías de fotos



Escrito por karen curinga | Traducido por aldana avale