¿Cuales son los beneficios para la salud de las alcaparras?

Puedes encontrar las alcaparras en el pasillo de condimentos de la mayoría de las tiendas, donde generalmente se venden previamente remojadas en salmuera o una solución ácida. Pequeñas, regordetas y de un oscuro color verde, las alcaparras son brotes de una flor en conserva. Proporcionan una gran explosión de sabor a pesar de su tamaño relativamente pequeño. Las alcaparras son una adición baja en calorías a una comida o un platillo, añaden mucho sabor y un modesto aumento nutricional sin demasiadas calorías y sin grasa añadida. Sin embargo, las alcaparras son altas en sodio, así que úsalas con prudencia.

El hierro en las alcaparras

Más comúnmente asociado con la salud de los glóbulos rojos, el hierro es necesario para transportar el oxígeno, lo que ayuda a los glóbulos rojos a trasladar el oxígeno por todo el cuerpo. El hierro también ayuda a las células a producir suficiente energía para sus funciones diarias y en la producción y el desarrollo general de la célula. Las alcaparras contienen una cantidad moderada de hierro, un mineral esencial. Sin embargo, las alcaparras generalmente no se comen en grandes cantidades, así que no son una fuente confiable de hierro para tu dieta. Una porción de 1 cucharada de alcaparras contiene menos de un cuarto de miligramo de hierro, que es alrededor del 1% de tus requerimientos diarios. Las mujeres adultas con edades entre 19 y 50 años requieren 18 miligramos de hierro al día, mientras que las mayores de 51 años requieren 8 mg al día. Los requisitos varían para las mujeres que están embarazadas o amamantando. Para las dosis específicas, ponte en contacto con un médico. Los hombres mayores de 19 requieren 8 mg de hierro por día.

Vitamina K

Una vitamina liposoluble, la vitamina K también es conocida como la vitamina de la coagulación debido al papel central que desempeña en este proceso. La vitamina K también ayuda a mantener los huesos sanos y fuertes y con desarrollo celular. Los niveles bajos de vitamina K causarán un sangrado anormal y, con el tiempo, densidad ósea reducida y un mayor riesgo de osteoporosis. Una porción de 1 cucharada de alcaparras contiene un poco más de 2 microgramos de vitamina K. Esto es de 31 por ciento de la ingesta diaria recomendada. Para los hombres y mujeres mayores de 19 años, la cantidad diaria recomendada es de 90 microgramos por día.

Contenido de sodio

Las alcaparras, cuando se conservan en salmuera o sal, contienen una alta cantidad de sodio. Una porción de 1 cucharada de capullos de alcaparras enlatados contiene 255 miligramos de sodio por porción. Esto es un 11 por ciento de tu ingesta diaria recomendada de sodio, cuyo límite máximo son 2.300 miligramos por día. Los adultos con hipertensión arterial no deben consumir más de 1.500 miligramos diarios. Una dieta alta en sodio puede causar varias complicaciones a la salud, la primera de las cuales es la presión arterial alta.

Incluirla en tu dieta

Las alcaparras rara vez se comen solas, aunque con frecuencia se incorporan en una serie de platillos. Por ejemplo la ensalada Nicoise, un clásico de la cocina francesa, utiliza las alcaparras como guarnición. Las alcaparras también se pueden añadir a tu pasta favorita, sopas, salsas o como guarnición sobre los aderezos. Debido a su intenso sabor, una pequeña cantidad de alcaparras causará un gran cambio.

Más galerías de fotos



Escrito por bethany lalonde | Traducido por jorge escobar