¿Cuáles son los beneficios de las lagartijas?

Hacer ejercicio puede consumir mucho tiempo y ser potencialmente costoso, especialmente si te unes a un gimnasio y tienes que viajar para llegar a él. Si eso no te suena atractivo, considera ejercitarte en casa y realizar ejercicios con tu peso corporal como sentadillas, extensiones, abdominales y lagartijas. Sin embargo, de todos los ejercicios que puedes hacer, las lagartijas son uno de los más efectivos. Son accesibles, ajustables a tu nivel de acondicionamiento y provechosas.

Acondicionar la parte superior del cuerpo

Los agonistas o el principal motor para las lagartijas son tus músculos pectorales mayores, deltoides anteriores y tríceps. Estos músculos se encuentran en el pecho, la parte delantera de los hombros y la parte posterior de los brazos, respectivamente. Cuando haces lagartijas, involucras otros músculos de la parte superior del cuerpo, como el serrato anterior, pero estos músculos son relativamente pequeños y considerablemente menos importantes. Hacer lagartijas regularmente fortalecerá, tonificará y desarrollará estos músculos principales, lo que puede facilitar las actividades diarias y mejorar el rendimiento deportivo.

Fuerza central

Cuando haces lagartijas, la columna debe permanecer rígida y con una curvatura neutral para que el peso se distribuya por toda ella de manera segura. Si tu espalda se llega a doblar, la columna lumbar estará sobre-extendida, lo que te puede provocar lesiones. Mantener la columna correctamente alineada es un trabajo para tu parte central, los músculos alrededor de tu cintura. Aunque principalmente se considera un ejercicio de la parte superior del cuerpo, las lagartijas también fortalecen los músculos centrales -- específicamente tu recto abdominal y abdominal transverso.

Mayor masa ósea

La masa ósea disminuye naturalmente con la edad después alcanzar su máximo a mediados de los treinta años. Si no se frena esta pérdida de masa ósea, ésta puede producir osteoporósis, una dolencia caracterizada por huesos débiles que son propensos a fracturarse. Realizar ejercicios con pesas como las lagartijas fortalecerá tus muñecas, antebrazos, codos, brazos y hombros. También ayudarán a reducir la pérdida ósea y originarán huesos más fuertes y densos.

Ritmo metabólico aumentado

Las lagartijas trabajan un gran número de músculos al mismo tiempo; incluso las piernas entran en acción. Toda esta actividad muscular significa que el corazón debe trabajar duro para bombear la sangre a los músculos que estás trabajando, lo que también provoca que aumente tu ritmo de respiración. Además, una serie de lagartijas elevará tu ritmo metabólico mientras las haces y mientras te recuperas después de ellas, todo lo cual puede ayudar a contribuir a la pérdida de peso.

Más galerías de fotos



Escrito por patrick dale | Traducido por jorge escobar