¿Cuáles son algunas actividades de desarrollo físico para los niños en edad preescolar?

Los niños en edad preescolar aprenden cómo controlar y promover su desarrollo físico y los patrones de movimiento a través de las actividades y el juego. Las habilidades musculares grandes, o las habilidades de motricidad gruesa, necesarias para correr y para el lanzamiento, se desarrollan más rápido que las habilidades de desarrollo de motricidad fina, que avanza a un ritmo menor a esta edad. Las actividades físicas que desarrollan y fomentan en los niños preescolares la coordinación, la motricidad fina y la motricidad gruesa, les ayudarán a desarrollarse físicamente y a mejorar los momentos de interacción y juegos con los demás.

Juegos de coordinación

Un centro de gravedad de un niño en edad preescolar se encuentra en la parte superior del cuerpo; la parte inferior del niño aún no se ha desarrollado en proporción a la parte superior. Este desequilibrio hace que los niños preescolares sean susceptibles a caídas y pueden tener dificultades al tratar de equilibrarse. Saltar en un pie y mantener el equilibrio en un pie durante el mayor tiempo posible es una actividad física y mejora la coordinación y el equilibrio. Las carreras de salto permiten a muchos niños en edad preescolar a que participen y observen los retos y los éxitos de sus compañeros. Esto puede producir mejoras en la confianza en uno mismo y ayudar a enseñar a los niños en edad preescolar sobre cómo apoyarse mutuamente. "El baile congelado" requiere tanto de la participación física y la coordinación de los movimientos del cuerpo . Mientras suena la música, los estudiantes bailan. Al pulsar pausa, se "congelan" o paran de bailar. En lugar de eliminar a los estudiantes por moverse, limítate a repetir el objetivo del juego y permite a todos los niños que jueguen de nuevo. De lo contrario, los niños eliminados podrían aburrirse y quedar inactivos mientras los demás niños siguen jugando.

Actividades para la motricidad fina

Las actividades que requieren las habilidades de motricidad fina, como escribir, jugar con objetos pequeños y atarse los zapatos, es un desafío para los estudiantes preescolares. La elección de las actividades físicas para el tiempo de juego es más apropiada para el desarrollo de niños en edad preescolar que aquellas que requieren sentarse y estar tranquilos. La incorporación de juegos que agudizan y fortalecen las habilidades de motricidad fina de los preescolares en actividades físicas, les ayudará a aprender a controlar los movimientos físicos más pequeños. Por ejemplo, lleva a los niños en edad preescolar a caminar por el bosque como una manera informal de hacer actividad física y mejorar sus habilidades de motricidad fina. Durante el paseo, haz una pausa y pide a los niños que recojan palos y piedras. El lanzamiento de las piedras en un río o arroyo desafía su coordinación, mientras utilizan los diferentes músculos en sus cuerpos.

Juegos para el desarrollo de la motricidad gruesa

Las habilidades de motricidad gruesa en los niños en edad preescolar son típicamente más avanzados que sus otras habilidades. Correr por el parque, jugar al escondite, jugar a la comba, todas estas actividades promueven el desarrollo muscular. Estas actividades ayudan a enseñar a los niños en edad preescolar cómo dominar los patrones de movimiento y las habilidades físicas en relación con ellos mismos, con su entorno y sus compañeros. Mientras que los niños en edad preescolar pueden beneficiarse de las actividades organizadas, tales como el "huevo podrido" y el "Puente de Londres", su corta capacidad de atención a menudo dicta la duración de las actividades. Proporcionar pelotas a los niños preescolares para que las lancen y pateen, sin dictar las reglas del juego que no entenderían por su corta edad, permite que los niños exploren y mejoren sus habilidades de desarrollo físico.

Más galerías de fotos



Escrito por judy bruen | Traducido por gloria soto