Cómo hacer una crema exfoliante corporal de hierbas y especias

Si tienes la piel opaca y con aspecto cansado, la exfoliación puede ser la respuesta a tu problema. Según la dermatóloga Dra. Elizabeth Tanzi, a medida en que la piel de la persona envejece su ritmo de rotación comienza a declinar. Esto hace que la piel del rostro y del cuerpo luzca sin vida y no hay ninguna cantidad de humectante o de tónico de limpieza que la ayude. En lugar de gastar dinero en productos comprados en las tiendas, que están llenos de químicos, puedes crear tu propia crema exfoliante aromática con una mezcla de hierbas y especies, incluyendo la canela.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • 1 taza de azúcar morena o sal de mar
  • Tazón mezclador grande
  • 1/4 de taza de aceite de girasol o de aceite de oliva extra virgen
  • 12 cucharadita de aceite de vitamina E
  • 2 cucharadas de hierbas secas
  • 1 cucharada de canela (cinamon)
  • 1 cucharada de jengibre (ginger) molido
  • Recipiente de plástico
  • Esponja vegetal
  • Paño de aseo

Instrucciones

  1. Vierte una cucharada de azúcar moreno o sal de mar en un gran tazón mezclador. Agrega 1/4 de taza de aceite de girasol o de aceite de oliva extra virgen y 1/2 cucharadita de aceite de vitamina E.

  2. Revuelve los ingredientes antes de agregar 2 cucharadas de lavanda, menta, perejil o pétalos de rosa. Usa una sola hierba o mézclalas para crear una esencia única. Revuelve hasta que las hierbas estén bien incorporadas.

  3. Agrega una cucharada de canela y una cucharada de raíz de jengibre molido a la mezcla. Revuelve bien antes de colocar la mezcla en un recipiente de plástico. Sella el recipiente.

  4. Almacena la crema exfoliante herbal hecha en casa en tu baño, para usarla cuando tomes una ducha.

Consejos y advertencias

  • Para usarlo, humedece tu piel y aplica suavemente la crema exfoliante en los codos, las rodillas o en otro sitio donde tengas la piel seca. Usa una esponja vegetal, un paño de aseo o los dedos. Enjuaga el producto con agua tibia. Seca tu piel después de la ducha y aplica tu loción humectante corporal favorita.

Más galerías de fotos



Escrito por jaimie zinski | Traducido por alejandra prego