Cosas que puedes hacer con el marido después de los niños

Una vez que los niños nacen, parece que no hay suficiente tiempo para hacer las tareas domésticas, cuidar de los bebés y cocinar, y mucho menos tener tiempo para volver a conectar con tu marido. Es esencial para el matrimonio y la pareja reservar un tiempo para estar juntos, sólo ustedes dos. Encuentra una niñera de confianza y céntrate en tu relación haciendo las cosas que disfrutaban antes de tener hijos.

Cena y película

La clásica cita para cenar o ver una película es una opción en caso de que tengas tiempo para salir con tu marido. Comer algo que no tienes que cocinar o limpiar es una forma efectiva para los dos de tener la oportunidad de volver a conectar y hablar de otras cosas que no sean los hijos y su hogar. Tener una conversación en base a sus propios intereses y esperanzas para el futuro ayudará a consolidar su vínculo, pero también recordarán por qué se enamoraron. Ver una película después es una manera de relajarse, sentarse y simplemente entretenerse durante unas horas. Pueden sentarse juntos y perderse en una historia que no tenga nada que ver con las tareas del hogar y el cambio de pañales.

Perseguir las aficiones

Muchas parejas se enamoran debido a un interés común en determinadas aficiones o pasiones. Sin embargo, una vez que tienen hijos, es probable que no tengan casi tanto tiempo para perseguir esos intereses. Cuando tengan tiempo para estar solos como pareja, hagan planes para volver a conectarse con estas aficiones. Tal vez ambos disfrutan montar a caballo o visitar las exposiciones del museo. Sea cual sea su pasión, hagan tiempo para disfrutarlo juntos. No sólo tendrán un buen tiempo, sino que el hacerlo juntos les ayudará a mantener el vínculo que se formó sobre los intereses mutuos.

Actividades en el hogar

Si no puedes encontrar una niñera o no puedes darte el lujo de salir, planifica actividades en el hogar. Prepara una cena sencilla para tus hijos y ponlos en la cama. Luego, pide la cena y coman juntos, sólo ustedes dos. Vean una película mientras comen al aire libre. Puede ser que incluso disfruten de una copa de vino juntos mientras vuelves a conectar. Jueguen juegos de mesa como otra idea. Saquen su juego de mesa favorito y desafíense en un juego amistoso después de poner a sus hijos en la cama. El sitio web Focus on the Family sugiere llevar tu computadora portátil o DVD portátil al carro para pretender que se encuentran en el autocinema en su propio camino.

Citas del día

Nada dice que las citas con tu esposo deben llevarse a cabo durante la noche. Si ambos pueden escaparse a la hora del almuerzo, reúnanse en su restaurante favorito para una comida de mediodía y para entablar una conversación. También pueden salir del trabajo un par de horas antes y reunirse para ir de compras, tomar una copa o explorar a través de una tienda de libros juntos. Si pueden, tómense todo el día libre y hagan algo juntos mientras sus hijos están en la escuela o guardería. Hagan un viaje corto por carretera a las zonas rurales y hagan una parada para un almuerzo largo y placentero. Recreen su primera cita, pasen el día haciendo voluntariado juntos o simplemente quédense en casa y planten un jardín o un maratón de películas con tus películas favoritas para mayores.

Más galerías de fotos



Escrito por sara ipatenco | Traducido por dayana trillo