Cosas para hacer por la noche para los niños

La tarea de los niños está hecha, la cena se ha servido y los platos se han lavado. ¿Y ahora qué? Si bien los padres a menudo se contentan con poner los pies en alto con su programa favorito de televisión un par de horas antes de acostarse, American Academy of Pediatrics recomienda que los niños se abstengan de ver la televisión antes de acostarse, ya que puede causar problemas para conciliar el sueño y permanecer dormido. Cuando la energía es baja y las ideas son escasas, evita colapsos y malos comportamiento de tus hijos mediante la participación en las actividades nocturnas de diversión antes de prepararlos para la cama.

Juegos

Cuando todo el mundo está en casa en busca de cosas que hacer, invita a toda la familia a jugar su juego favorito en conjunto para fomentar la unión. Los juegos de cartas como "Go Fish", o "Old Maid" son apropiados para los niños en edad preescolar, mientras que los niños más pequeños pueden participar ayudando a un padre o un hermano mayor. Niños de cuatro y cinco años de edad también pueden empezar a aprender simples juegos de mesa como "Candy Land" o "Chutes-n-Ladders". Los niños mayores pueden aprender y jugar juegos de cartas más complejos o juegos de mesa como el "Cribbage" o "Trivial Pursuit". Los juegos enseñan a los niños habilidades importantes, como tomar turnos, la deportividad y la paciencia, y son una manera tranquila de llegar al final del día.

Acurrucarse y leer

La lectura es una forma relajante para calmarse después de un día ajetreado. Además de establecer el escenario para una hora de dormir tranquila, leer con tus hijos ofrece numerosos beneficios, incluyendo el éxito académico en el futuro, la mejora de la adquisición del lenguaje y una apreciación general de lectura. Establece un lugar acogedor para acurrucarse con mantas y almohadas y pídele a tu niño que escoja algunos libros favoritos. Mamá y papá pueden turnarse para leer páginas alternas o libros. Tu hijo se sentirá especial y querido cuando toda la familia se acurruque para leer juntos. Los niños mayores pueden utilizar este tiempo para practicar las habilidades de lectura mediante la lectura de mamá y papá o un hermano más joven.

Manualidades

Convierte tu mesa de la cocina en la paleta de un artista, estableciendo provisiones para un proyecto de arte de la familia. Puedes hacer el proyecto abierto, ofreciendo a los niños pinturas, papel, tijeras, pegamento y purpurina o si lo prefieres, puedes crear un proyecto específico. Piensa en artesanías de vacaciones o temáticas por temporada, como adornos de Navidad, los huevos de Pascua de papel maché o molinetes del cuarto de julio. Usa palos, piedras, hojas y ramas para crear un collage o elementos de uso de la papelera de reciclaje y una pistola de pegamento caliente para hacer robots. O bien, utiliza las estrellas que brillan en la oscuridad para crear una artesanía nocturna divertida. Si tienes una bombilla de luz negra, experimentar con vaselina en cartulina oscura o lápices de colores sobre papel blanco y ve si se pueden hacer brillar bajo la luz. Deja que tus hijos tomen la iniciativa y elógialos por sus esfuerzos y su creatividad, más que por el producto terminado. Finalizar la hora de manualidades con un baño en la bañera para lavar la suciedad es una excelente manera de aliviar en una rutina de la hora de acostarse.

Disfruta el clima

A veces, salir al exterior es justo lo que recetó el doctor, sea cual sea el clima. Envuélvete con la ropa apropiada para la estación y sal fuera a dar un paseo a un parque o en el patio trasero para un rápido paseo. Si vives en un clima del Norte durante los meses de invierno más oscuros, arma a la familia con los linternas para iluminar el camino para un paseo nocturno por el bosque. Enseña a los niños acerca de las constelaciones, la puesta del sol o animales nocturnos que puedan surgir en su caminata. Empuja a los niños más pequeños por el barrio en el cochecito mientras mientras señalas todas las vistas y sonidos. El movimiento de balanceo incluso puede adormecer a los niños más pequeños y hacer que se duerman. Deja que los hermanos mayores los acompañen en bicicletas o scooters. El aire fresco ayudará a todos a relajarse antes de acostarse.

Más galerías de fotos



Escrito por dana tuffelmire | Traducido por natalia pérez