Cosas para hacer en Lucca

La ciudad toscana de Lucca, a 45 millas (72,42 km) al oeste de Florencia, fue fundada por los romanos, cuyo legado permanece en el ordenado trazado de las calles de la ciudad. Más tarde, Lucca fue la primera ciudad de la Toscana en abrazar el cristianismo, y el centro de la ciudad es rico en ejemplos de arquitectura religiosa. Hoy en día, además de iglesias, Lucca ofrece al visitante interesantes museos, tiendas exclusivas y el acceso a la región pastoral e histórica de Garfagnana.

Arquitectura

La catedral de Lucca, el Duomo, parece tener una personalidad dividida: su exterior es de estilo románico, pero su interior es gótico. Además de su peculiar arquitectura, la iglesia es conocida por un crucifijo bizantino que data de entre los siglos XI y XIII. La iglesia de San Michele in Foro también tiene un diseño arquitectónico único. Detrás de su fachada superior elaborada, no es nada más que aire. Pareciera que la ciudad se quedó sin dinero para completar la nave. Bustos de patriotas italianos fueron añadidos a la fachada en el siglo XIX. Para disfrutar de una de las mejores vistas de Lucca, sube los 207 escalones que te conducirán a la cima de la Torre delle Ore, el punto más alto de la ciudad. El reloj actual de la torre data de 1754, aunque el primero fue instalado en 1390.

Museos

El Museo Nazionale Villa Guinigi de Lucca (luccamuseinazionali.it), albergado en un palacio del siglo XV, exhibe los hallazgos arqueológicos de la zona, esculturas medievales, y una colección de monedas. El Museo Nazionale di Palazzo Mansi (luccamuseinazionali.it), también ubicado en un palacio, cuenta con tapices, frescos y otros ornamentos añadidos a la estructura entre los siglos XVI y XIX. La colección de arte del museo incluye retratos de Tintoretto. La arquitectura moderna del Museo della Cattedrale (museocattedralelucca.it), situado junto al Duomo, contrasta con la arquitectura medieval y renacentista de los edificios circundantes. En el interior, encontrarás esculturas y pinturas de los siglos XV a XVII.

Compras

Lucca tiene dos principales zonas comerciales. La Via Fillungo se centra en productos de lujo, como la joyería en oro y plata, mientras que en Via Santa Lucia y Via San Paolino se venden alimentos y productos más utilitarios. Los amantes del chocolate no querrán perderse los chocolates rellenos de la Cioccolateria Caniparoli (caniparolicioccolateria.it). En el tercer sábado y el tercer domingo de cada mes, Lucca alberga uno de los más importantes mercados de antigüedades de Italia, en la Piazza Antelminelli. Un mercado navideño se instala en la Piazza dell'Anfiteatro, en diciembre.

La región Garfagnana

Lucca es una buena base para explorar la región boscosa y montañosa de Garfagnana, al norte. El río Serchio corre a través de esta zona de pintorescos pueblos, iglesias románicas y senderos. Con 165 especies de aves, la región es una de las favoritas de los observadores de pájaros. Varias ciudades en Garfagnana tienen una arquitectura interesante. La catedral de Barga está hecha con piedra blanca local tallada con bajorrelieves, mientras que su interior tiene columnas de mármol rojo y un púlpito tallado. Castelnuovo de Garfagnana, la capital regional, es el hogar de un castillo del siglo XIV. Pontremoli, la ciudad más al norte de la Toscana, cuenta con varias iglesias barrocas y rococó.

Más galerías de fotos



Escrito por matthew huntington | Traducido por josé antonio palafox