Como correr con una distensión en el isquiotibial

Tus isquiotibiales influyen en gran medida en el movimiento utilizado para propulsarte mientas corres. La fisiología de dar una zancada y balancear la pierna al dar otra zancada junto con el impacto de cada pisada pone una enorme presión sobre los músculos de las piernas. Debido a las exigencias físicas de la actividad, no es recomendable correr cuando tienes un tirón en los isquiotibiales hasta que te recuperes completamente de la lesión.

Alcance de la lesión

La American Academy of Orthopaedic Surgeons dice que un tirón en el isquiotibial, o una distensión, se produce cuando el músculo mayor en la parte posterior del muslo está desgarrado o estirado. Una distensión leve puede no ser más que un ligero tirón que causa rigidez, pero una distensión más severa puede significar un desgarro del músculo o una posible rotura completa del tejido.

Iisquiotibiales y correr

Un estudio realizado por Elizabeth Chumanov que aparece en la edición de marzo de 2011 de "Medicine & Science in Sports & Exercise" explica que los isquiotibiales están más activos en la fase de balanceo del ciclo de la marcha, ya que la pierna se separa del suelo y avanza dando una zancada hacia el siguiente paso. El estudio también concluye que el aumento de velocidad también aumenta la carga de tensión en el isquiotibial. Basándose en esta información, no hay manera de evitar la participación de los isquiotibiales mientras corres. Por lo tanto, correr con un tirón en los isquiotibiales sólo puede agravar la lesión existente y provocar que se desgarre o rompa.

Tratamiento y recuperación

Medline Plus explica que el tiempo de recuperación depende de la gravedad del tirón. Un tirón leve puede causar dolor y la rigidez por unos pocos días. Un tirón más severo puede causar dolor hasta por dos semanas. El primer paso para la recuperación es el reposo, que requiere que dejes cualquier actividad que deteriore más el músculo lesionado, incluyendo correr. Las distensiones leves pueden recuperarse con reposo, hielo, compresión, elevación y medicación anti-inflamatoria de venta libre. Al experimentar un tirón en los isquiotibiales, asegúrate de consultar a tu médico profesional para obtener un diagnóstico preciso y un plan para la recuperación.

Más galerías de fotos



Escrito por jullie chung | Traducido por martín giovana