Cómo contrarrestar la acidez al cocinar

La acidez en los ingredientes de cocina y horneado como el vinagre y el jugo de limón, le dan a los platos un gusto agrio o amargo. Ciertas frutas o verduras, incluyendo los tomates, liberan ácidos cuando están expuestos al calor. Para reducir el ácido en tus recetas o platos, contrarréstalo con una base o reduce el ácido que se libera durante el proceso de cocción.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Agua
  • Azúcar
  • Una olla de cocción lenta
  • Bicarbonato de sodio

Instrucciones

  1. Diluye las salsas o líquidos con agua o azúcar para cortar el ácido. Utiliza 1 taza de azúcar y 64 onzas de agua por cada taza de jugo de limón para hacer una limonada simple que utilice el dulzor del azúcar y el pH neutro del agua para quitar el ácido amargo del jugo de limón.

  2. Hierve a fuego lento las verduras ácidas, como los tomates, por un largo período de tiempo para reducir su acidez. Por ejemplo, hierve lentamente salsa para espagueti en una olla a fuego lento durante 6 a 8 horas en lugar de hacerlo durante una hora sobre el hornillo. Se necesitan aproximadamente 6 horas para llegar a al punto de 209 grados Fahrenheit en una olla de cocción lenta comparado con los 30 a 40 minutos sobre el hornillo.

  3. Mezcla bicarbonato de sodio o sal con tu receta de ingredientes para contrarrestar la acidez. El bicarbonato tiene un pH de aproximadamente 9, mientras que el jugo de limón tiene un pH de aproximadamente 3. El pH de la sal de mesa varía. La sal marina tiene un pH de aproximadamente 8. Agrega bicarbonato a tus recetas de pan y pasteles para leudar el pan y contrarrestar la acidez.

Consejos y advertencias

  • Un ácido es un compuesto con un pH inferior a 7; las bases tienen un pH por encima de 7. Los compuestos neutros tienen un pH igual a 7.
  • La fruta se descompone cuando queda expuesta al calor o al oxígeno. Agrega vinagre o azúcar a las frutas y verduras para evitar su rápida descomposición.

Más galerías de fotos



Escrito por kay miranda | Traducido por aldana avale