¿Consumir cerveza engorda?

Si te gusta terminar tu día con una cerveza bien helada y también estás tratando de perder peso, esa bebida fría también podría helar los resultados de tu dieta. Aunque beber cerveza no te hará automáticamente gordo existen varios factores relacionados con la misma que podrían aumentar tu riesgo de experimentar un aumento de peso no deseado.

Quema de grasas reducida

Si no bebes cerveza, tu hígado trabajará duro para metabolizar y quemar las células grasas, lo que ayuda a mantener o bajar tu peso actual. Sin embargo, cuando bebes cerveza, tu hígado tiene que cambiar engranajes para metabolizar el alcohol. Esto crea lo que la Columbia University llama "preservación de grasas" o una acumulación de ácidos grasos mientras tu hígado procesa primero las calorías en el alcohol, evitando que la grasa sea metabolizada.

Aumento de la ingesta calórica

Es una ley de la naturaleza: aumentarás de peso si no quemas todas las calorías que consumes diariamente. Y una botella o lata sola de cerveza puede contener muchas calorías vacías. La cerveza regular promedio tiene 146 calorías y más de 13 g de carbohidrato, mientras que una cerveza suave generalmente tiene 99 calorías y un poco menos de 5 g de carbohidratos, según informa el Dr. David Hanson en la State University of New York en Postsdam. Sin embargo, en una encuesta no científica, la revista "Men's Fitness" descubrió que muchas cervezas contienen tanto como 200 calorías en una sola porción. Todas estas calorías son aparentemente fáciles de consumir y pueden llevar a un aumento de peso estable si no haces dieta o aumentas tu rutina de ejercicio.

Aumento del apetito

Si notas que tienes antojos después de un par de rondas de cerveza en tu club vecino, no te lo estás imaginando. La cerveza y otras bebidas alcohólicas estimulan el apetito. Todos estos bocadillos y comidas pueden llevar al aumento de peso que está indirectamente relacionado con la cerveza misma. Además, el alcohol que contiene la cerveza puede disminuir tus inhibidores, haciendo que comas alimentos que normalmente no comerías y hace que estés más lejos de lo que planeabas de tu dieta.

Evidencia proveniente de estudios

Aunque la "barriga de cerveza" a menudo está relacionada a otros factores, como la comida que comiste mientras bebías cerveza, se puede ver una correlación general entre el aumento de peso y el consumo de energía. En un estudio de 2009 publicado en la revista "European Journal of Clinical Nutrition", los investigadores analizaron 12.749 mujeres y 7.876 hombres y descubrieron significativas asociaciones entre los hombres bebedores de cerveza con sus contrarios abstemios, teniendo los primeros un 17 por ciento de riesgo más de aumentar de peso con respecto a los segundos. Sin embargo, las diferencias estadísticas para las mujeres no eran significativas.

Más galerías de fotos



Escrito por joshua duvauchelle | Traducido por aldana avale