Consejos para organizar el hogar para una familia extensa

Las familias extensas tienden a ser una mayor responsabilidad además de una mayor carga de trabajo en cuanto a el lavado de la ropa, cocinar, limpiar, el papeleo y en el cuidado de los niños en general. Un sistema de organización te ayudará a mantener en forma todas tus actividades y terminar aquellas que son más importantes en tiempo. Niguna familia es igual, por lo tanto encontrar un sistema que se adapte a tus necesidades es muy importante.

Crea sistemas para cada actividad doméstica

Para ser más eficiente, debes tener un sistema para realizar las principales tareas del hogar. Las principales actividades domésticas para una familia numerosa son el lavado de ropa, cocinar, la limpieza y hacer las compras. Evalúa tus recursos disponibles y tus necesidades para cada actividad. Crea una rutina para maximizar el espacio y los recursos que tienes disponibles para cada actividad. Por ejemplo, puedes colocar una mesita sencilla en tu área de lavado para doblar y clasificar la ropa, así como compartimentos diferentes para la ropa dividir la ropa sucia. Pide a tus niños que separen la ropa sucia por colores para que te sea más fácil su lavado. De igual manera, dale a cada niño su propio cesto para que puedas doblar y separar la ropa enseguida de sacarla de la secadora.

Anticipa varias de tus actividades domésticas

Muchas de las actividades domésticas pueden resultarte más sencillas si planeas con anticipación. Por ejemplo, puedes elegir la ropa que se pondrá cada miembro de la familia una noche antes; así tus mañana serán menos caóticas. Puedes planear el menú de la semana o del mes anticipadamente, así, sabrás exactamente lo que vas a servir y lo harás más rápido. Incluso, puedes cocinar algo de la comida y congelarla, así sólo será cuestión de calentarla el día que la vayas a servir.

Identifica las áreas funcionales

Para mantener tu casa organizada y utilizar eficazmente el espacio, debes de dividirla en áreas funcionales. Cuando se tiene una familia numerosa es muy útil tener un espacio de estudio dedicado a los niños, una zona para guardar la ropa que no es de temporada, un lugar para guardar los abrigos, un área para colocar la ropa sucia y otras áreas específicas. También puedes dividir los armarios en áreas diferentes, dependiendo de lo que almacenes ahí. Por ejemplo, la barra de la parte superior del armario de los abrigos podría ser para los abrigos de adultos, mientras que la barra inferior será para los abrigos de los niños. Tener áreas definidas, te ayudará a seleccionar lo que necesites rápidamente y de igual manera te ayudará a recoger más fácil.

Horarios para el aseo personal

El uso del baño, es con regularidad un reto para una familia numerosa, especialmente conforme los niños van creciendo. En lugar de tratar de hacer que todos usen el baño al mismo tiempo, asigna diferentes horarios para su uso a cada niño. Puedes bañar a los niños más pequeños por las noches antes de ir a la cama mientras que los niños grandes pueden bañarse por las mañanas. Un horario para el uso del baño por la mañana te ayudará a que todos estén listos para salir a tiempo. Puedes incluso hacer que unos niños se vistan primero en lo que tú peinas, lavas los dientes y ayudas a otros niños a terminar de lavarse. Una vez que los niños están listos, pídeles que te ayuden a terminar el resto de la rutina matutina.

Crea un sistema de comunicación efectivo

Tener una área de comunicación central te permite tener toda la información en un solo lugar. Para hacerlo puedes colocar un calendario dividido por colores dependiendo de la actividad y un pizarrón blanco para poder escribir los mensaje. Incluso puedes agregar un contenedor para el correo o un organizados de papeles para cada miembro de la familia. No te olvides de actualizarlo con frecuencia.

Más galerías de fotos



Escrito por shelley frost | Traducido por rubén moreno