Consejos para mejorar la comprensión de lectura en los niños

Identificar palabras en una página es sólo una parte de las habilidades efectivas para leer. La habilidad para entender lo se lee es un elemento esencial de un buen lector. De acuerdo con Reading Rockets, para comprender, un niño debe descifrar las palabras escritas, haciendo conexiones con lo que ya sabe y pensar sobre el texto. Varias estrategias son útiles para que un niño mejore su comprensión de lectura, tanto en casa como en la escuela.

Visualizar

Visualizar la historia conforme se lee ayuda al niño a comprender mejor la acción. Practica la visualización con tu hijo al leer una historia. Motívalo a dibujar en su mente la acción que sucede; hacer esto lo ayuda a tener una concreta representación de la historia. Pídele que te describa la imagen para que puedas apreciar cuán bien refleja la historia, así evaluarás su comprensión.

Detenerse para revisar la comprensión

Un niño que tiene dificultades para comprender puede leer toda una historia o sólo un pasaje y darse cuenta de que no recuerda o entiende nada de lo que sucedió. Las pausas frecuentes en la lectura lo ayudan a dividir el pasaje en trozos manejables del texto; la pausa también le brinda la oportunidad de pensar sobre lo que sucedió en una sección corta de la historia. Lee con tu hijo para enseñarle a detenerse periódicamente. Pídele que te explique lo ocurrido cada vez que se detenga; si no entendió, lee de nuevo con él. Dale a tu hijo la oportunidad de practicar esta técnica mientras lee.

Plantear preguntas y predecir

Las preguntas ayudan al niño a ir más allá de las palabras para comprender más profundamente lo que lee. Reading to Kids recomienda evitar preguntas que requieran un monosílabo como respuesta y, mejor plantear preguntas sobre los personajes, acciones, escenarios y significado de la historia. Cuestiona a tu hijo cuando leas con él para que lo disfrute. Predecir es una habilidad similar que puedes aplicar cuando leen juntos. El niño usa pistas del texto para predecir el resto de la historia. Détente después de leer unas cuantas páginas y pregúntale qué piensa que sucederá a continuación; tu hijo debe pensar en todo lo ocurrido anteriormente para tomarlo como base y predecir.

Relacionar con la vida real

Una conexión con experiencias de la vida real ayuda a tu hijo a comprender mejor una historia. Reading to Kids recomienda recordarle al niño sucesos pasados que se relacionen con la historia. Este sitio también sugiere hablar sobre personas que él conoce que se parezcan a los personajes. Estas referencias lo ayudarán a relacionar la historia y a comprenderla mejor.

Más galerías de fotos



Escrito por shelley frost | Traducido por diana i. almeida