Consejos para llevar niños pequeños a Disney

Para que un viaje con niños pequeños a Disney sea exitoso, se requiere de preparación. Con un poco de planeación extra tú y tu niño podrán disfrutar y crear recuerdos mágicos. Miren películas de Disney antes de salir de viaje para que comiencen a introducirse en la atmósfera. Esto sirve para introducir a tu hijo a los espectáculos, sonidos y personajes que verán durante el paseo. Sigue patrones de sueño durante el paseo lo más que puedas y planea descansos para nadar o tomar siestas para que todos tengan una mejor experiencia.

Llega temprano

Toma ventaja del hecho de que los niños pequeños se levantan naturalmente temprano. No importa qué parque estés visitando, los niveles multitud son siempre menores durante las primeras horas del día. De hecho, planea llegar al parque por lo menos 30 minutos antes de la hora de apertura publicada. Trasladarte del estacionamiento o de la estación de autobuses hacia la puerta principal puede tardar hasta media hora, dependiendo del parque que visites.

Utiliza el sistema FastPass

Los niños pequeños no son conocidos por su capacidad de esperar en filas largas. Disney introdujo el sistema FastPass para reducir drásticamente los tiempos de espera para las atracciones más populares. Para utilizar la Cuenta Premium, sólo tienes que ir al stand kiosco ubicado cerca de la entrada de la atracción. Insertar tu pase del parque, el cual se te devolverá de inmediato junto con otro boleto con el tiempo de devolución impreso. Disfruta de otros lugares de interés o de un aperitivo y luego vuelve a las filas, con poco o ningún tiempo de espera.

Rentar coches de bebé

Disney ofrece la renta de cochecitos de bebés a familias que prefieren no cargar bolsas grandes de casa. Los padres deben tener en cuenta que todos los cochecitos en renta para los visitantes del parque se parecen. Ata un listón o un pañuelo alrededor de la manija del cochecito para reconocerlo rápido cuando necesites para estacionarlo para disfrutar de una atracción. Considera la posibilidad de colocar una varita luminosa en el mango después de anochecer. Además, cochecitos alquilados tienen una sola bolsa pequeña de almacenamiento, así que tendrás que llevar una mochila o bolsa para guardar vasos, botellas de agua y pañales. Por último, cochecitos alquilados no se reclinan, así que a la hora de la siesta, tu soñoliento hijo podría quedar en una posición incómoda. Es en estos casos cuando puedes salir del parque y regresar a tu habitación de hotel para tomar un descanso. Sin embargo, guarda el recibo de alquiler, si regresas a cualquiera de los cuatro parques temáticos de Disney World más tarde ese mismo día, se te proporcionará otro cochecito, sin costo adicional.

Interacción con los personajes

Los padres sueñan con que sus hijos conozcan a Mickey Mouse por primera vez. La realidad puede ser totalmente diferente, conocer y saludar a los personajes debe ser un momento de diversión para toda la familia. Sin embargo, algunos niños tienen miedo de los extraños, en especial a los extraños que usan grandes disfraces. Debes estar pendiente de las señales de tu hijo. Algunos personajes pueden no parecer tan intimidantes. Trata de conocer a los personajes "sin máscaras", como Peter Pan o las princesas de Disney primero. Si eso va bien, luego ve directamente con Pluto, Mickey, Minnie y sus amigos.

Centros de cuidado de bebés

En todos los parques de Disney hay centros de cuidado de bebés y los padres de los bebés encuentran estos lugares como oasis fresco y tranquilo para cambiar un pañal y tomar un aperitivo. Las madres que dan pecho tienen acceso a salas privadas para alimentar a los bebés. Hay pequeños baños para los niños que están aprendiendo a ir al baño. Revisa el mapa del parque para conocer las ubicaciones. Cuando los niños pequeños de la familia están contentos en Disney, todo el mundo es feliz.

Más galerías de fotos



Escrito por melanie clatfelter | Traducido por yarzeth ayala