Consejos para el cuidado del cabello de los niños afroamericanos

El cabello afroamericano requiere de un cuidado especial porque es seco, rizado y frágil. El cuidado adecuado del cabello de tu niño es importante porque el daño en los folículos pilosos que resulta del cuidado inadecuado probablemente permanecerá de por vida.

Lavar

El cabello afroamericano se seca fácilmente. Debido a esto, sólo debes lavarlo cada siete o diez días de acuerdo a la University of Pittsburgh. Para un chico que tiene el cabello rizado o grueso, puedes dejar una sección del cabello sin lavar para minimizar los enredos. Además, debes buscar un champú que no contenga lauril sulfato o sulfato de laureth ya que estos ingredientes quitan los aceites naturales del pelo, lo que puede provocar que se quiebre.

Pasar el peine

Cuando elijas un peine y un cepillo para el niño, opta por un peine de dientes anchos y un cepillo de cerdas de jabalí. El cabello afroamericano es muy frágil. Si usas un peine de dientes finos puedes enganchar el cabello y provocar que se quiebre, afirma Adoption.com.

Humectar

Es necesaria la humectación diaria para el cabello afroamericano porque el cuero cabelludo no produce el suficiente aceite o cebo para mantenerlo saludable. Usa un producto hecho especialmente para el tipo de cabello del niño una vez al día. También debes acondicionar el cabello con un acondicionador sin enjuague antes de peinarlo. Una vez por mes, usa un producto de acondicionamiento profundo que se active con el calor para mantener la cabellera luciendo adorable. Elige productos que contengan aceites naturales, como el de jojoba, el de coco o el de aguacate en lugar de productos que contengan vaselina.

Peinar

Evita usar bandas de goma cuando peines el cabello del niño. En su lugar opta por bandas elásticas o cubiertas con tela. Las bandas de goma pueden hacer que el pelo se quiebre, mientras que al usar las otras es poco probable que esto suceda. Si trenzas o enrollas el cabello del niño, asegúrate de hacerlo en todo el cabello. Cualquier parte que no está trenzada no queda tan protegida y puede desarrollar puntas florecidas.

Permanentes y alisados

Las permanentes y los alisados cambian la textura del cabello del niño. Una vez que comiences a usarlos, tendrás que continuar tratando el cabello vírgen o el cabello nuevo que crece después de hacerle la permanente. Estos productos son fuertes y pueden quemarle el cuero cabelludo, especialmente si tiene la piel sensible. Ten cuidado al usar estos productos en el niño.

Más galerías de fotos



Escrito por casey holley | Traducido por alejandra prego