Consejos de aptitud para motocross

Motocross es un deporte físicamente exigente que requiere la fuerza y ​​la condición física versátiles de sus competidores. Los saltos, giros cerrados, superficies mixtas y terraplenes todos prueban las habilidades físicas del conductor, así como su habilidad para montar y valentía. La condición física puede desempeñar un papel importante en tu éxito en carreras de motocross.

Fuerza de todo el cuerpo

Manejar tu moto alrededor de un curso de motocross utilizará todos los músculos de tu cuerpo. Las piernas fuertes harán aterrizaje de los saltos menos traumático y los músculos de los brazos y la espalda fuertes harán más fácil el control de la moto. Desarrolla la fuerza de todo el cuerpo mediante la realización de ejercicios compuestos tales como flexiones, pesos muertos y prensas de empuje. Utiliza las pesas pesadas ​​de tres a cinco repeticiones para máximas ganancias de fuerza.

Resistencia muscular

Las carreras a menudo tienen lugar en varias vueltas, que pondrán a prueba tu resistencia muscular hasta el límite. Para asegurarte de que los músculos están a la altura, lleva a cabo el entrenamiento de circuito. Elije entre ocho y diez ejercicios como flexiones, sentadillas, abdominales y saltar la cuerda y realiza cada ejercicio en el circuito sin descanso entre uno y otro. Prueba con 30 segundos por ejercicio y aumenta el tiempo dedicado a cada ejercicio a medida que ganas condición.

Fortalecimiento principal

Motocross pone una gran demanda en tu núcleo, los músculos que sostienen la columna vertebral. Inclinar la moto de lado a lado, absorber el impacto de los saltos y mantener tu columna vertebral estabilizada a lo largo de una carrera requiere un trabajo constante de los abdominales, los oblicuos y los músculos erectores de la columna. Mantén tu núcleo fuerte mediante la realización de una serie de ejercicios básicos con balones medicinales, balones suizos, poleas y pesas, y prestando especial atención a los músculos de la espalda baja para reducir tu riesgo de lesión durante la conducción.

Condición física aerobica

Las carreras, eventos, especialmente de resistencia, pueden tener lugar durante largos períodos de tiempo. Para mejorar el estado físico de tu corazón, los pulmones y el sistema circulatorio, realizar actividades de cardio como correr, montar en bicicleta o nadar entre 60 y 90 por ciento de tu frecuencia cardiaca máxima durante 20 minutos o más. Realiza tu cardio tres o más veces a la semana para obtener grandes mejoras de la capacidad aeróbica.

Condición física anaeróbica

Muchos de los cursos tendrán partes más fáciles y luego partes más difíciles, lo que hará que tu ritmo cardíaco fluctué de manera significativa. Los tramos difíciles del curso (por ejemplo, una serie de saltos), bien puede hacer que comiences a usar tus sistemas de energía anaeróbica (sin oxígeno). La mejor manera de preparar tu cuerpo para estas demandas es llevar a cabo el entrenamiento de intervalo. El entrenamiento de intervalo alterna períodos de trabajo de alta intensidad con períodos de recuperación de baja intensidad. Correr, ciclismo, natación y remo son todos buenos ejercicios para su uso cuando el entrenamiento es a intervalos. Trata de realizar 30 segundos de carrera de velocidad alternados con 60 segundos de recuperación fácil de ritmo en conjuntos de cinco a ocho. A medida que estés más en forma, aumenta la duración de los períodos de trabajo y reduce los períodos de descanso para un entrenamiento más exigente.

Más galerías de fotos



Escrito por patrick dale | Traducido por hugo bautista