Comunicación no verbal en niños

Los niños pueden ser muy vocales pero a veces son los matices sutiles de su comunicación no verbal los que pueden revelar más acerca de lo que están pensando y sintiendo. Aprender a reconocer e interpretar estas señales puede ayudar a entender mejor los pensamientos y las intenciones de tu hijo. Esto es especialmente importante para los padres de los niños que todavía están aprendiendo a expresar sus deseos, necesidades y demandas. Y de acuerdo con un artículo citando psicólogo de la Universidad de Emory Steve Nowicki, "La comunicación no verbal es tan importante, si no más importante, que la parte verbal de las relaciones".

Expresiones faciales

Las expresiones faciales pueden alertar a los padres de muchas cosas. Un bebé con un pañal sucio, un niño que se ha mojado a sí mismo o un adolescente que está enojado con todo el mundo puede ser revelado por las expresiones faciales que llevan. Las miradas de confusión o incertidumbre pueden avisar a sus padres cuando algo no está claro y los semblantes de tristeza o dolor pueden enviar la señal para consolar a un joven carente. Sin estas claves, los padres tienen dificultades para entender la situación actual de los sentimientos de corazón de sus hijos, así como sus gritos de atención y asistencia.

Gestos y posturas

Un bebé que llora y que constantemente se tira de las orejas, inmediatamente será verificado por una infección de oído. Un niño que se frota continuamente los ojos puede estar indicando que está cansado. Un niño en edad preescolar cruzando las piernas y saltando arriba y abajo puede necesitar ir al baño (y rápidamente). Hay muchas señales que un niño da a sus padres diariamente, de las que es importante que los padres estén atentos para saber el mensaje que se envía para que puedan atender adecuadamente a sus hijos.

Contacto con los ojos

El contacto visual es especialmente importante con los niños mayores. La manera en que te miran puede indicar timidez, engaño, incomodidad, o amor. El antiguo proverbio: "Los ojos son la ventana del alma", es especialmente cierto en la cantidad de los que se puede leer en los intercambios visuales entre adulto y niño. Un estudiante que pierde su puesto durante una presentación puede ganar confianza inmediata sólo desde la mirada de un maestro de ánimo en su desempeño en el escenario. Un niño puede ver cuando el amor de un padre brilla en sus ojos después de un trabajo bien hecho. Una mirada severa permite que un joven sepa cuando está en un gran problema por una infracción.

Postura

Cuando le preguntas a tu hijo cómo va su día y su respuesta es "bien" o "maravilloso", pero él está encorvado y caminando lentamente con poco o nada de energía, es muy probable que sepas leer su lenguaje corporal y le preguntes qué que está mal. Un estudiante que camina recto y alto por la puerta grande en el día del informe escolar está seguro de tener calificaciones ejemplares. La postura puede revelar mucho acerca de cómo un niño se siente y lo que está pasando en su vida y también cómo se siente acerca de su imagen corporal de sí mismo.

Más galerías de fotos



Escrito por sheryl faber | Traducido por blas isaguirres