Comportamiento bipolar arriesgado en las adolescentes

El diagnóstico de trastorno bipolar en tu hija adolescente puede ser difícil. Cuando notes cambios de humor extremos, pasando de estar excesivamente feliz con un montón de energía a estar deprimida y llorando por días, podrían ser las hormonas adolescentes típicas las que causan el comportamiento de tu hija. Pero si los cambios de humor continúan, es imperativo buscar asesoramiento profesional para determinar si la causa es un trastorno bipolar. Las chicas tienden a involucrarse en ciertos comportamientos de riesgo más que los chicos bipolares. Sin embargo, una combinación de terapia y de medicamentos adecuados pueden ayudarla a moderar sus estados de ánimo.

Hipersexualidad

Tanto los chicos como las chicas adolescentes pueden experimentar episodios de hipersexualidad durante las fases de manía del trastorno bipolar, aunque para las chicas hay un mayor riesgo: el embarazo. Las adolescentes también tienden a actuar de maneras sexuales de manera más pública que los chicos, tales como vestirse provocativamente, hablar de sexo en momentos inadecuados o alrededor de hombres mayores que saben que están fuera de los límites apropiados. Las adolescentes con trastorno bipolar tienden a tener relaciones sexuales con múltiples parejas, aumentando su riesgo de contraer una enfermedad de transmisión sexual o embarazarse. El embarazo presenta otra serie de riesgos debido a que muchos de los medicamentos usados ​​para tratar el trastorno bipolar adolescente no pueden utilizarse durante el embarazo.

Cortarse

Las adolescentes son más propensas a infligirse daño que los chicos, de acuerdo con la The Balanced Mind Foundation. Ellas usan cuchillos o cortadores de cajas para herirse en sus brazos o piernas. Esta actividad puede ser adictiva ya que el cerebro libera una sustancia química para ayudar a superar el dolor y hacerla sentir mejor, casi como una droga. Al igual que cualquier droga, mientras más se corte a sí misma, más heridas necesitará infligirse para obtener la misma sensación. Además de las cicatrices, cortarse puede provocar una infección grave y la pérdida severa de sangre en casos extremos.

Trastornos de la alimentación

Las adolescentes con trastorno bipolar a menudo también sufren de trastornos alimenticios. Estos trastornos pueden cambiar con los cambios de humor. Puede experimentar episodios de bulimia, pero sólo durante una fase depresiva. Algunas chicas adolescentes pueden optar en cambio por comer en exceso, aumentando de peso mientras está deprimida. Los trastornos de la alimentación pueden ser peligrosos, ya que las chicas se matan de hambre o hacen dieta constante e intermitentemente, ejerciendo estrés sobre sus cuerpos sin nutrirse adecuadamente, ya sea consumiendo comida chatarra o no comiendo lo suficiente.

Otros comportamientos

Hay muchas otras conductas de riesgo encontradas en las adolescentes con trastorno bipolar. Estas incluyen conductas que son físicamente arriesgadas, como montarse en la parte superior de un automóvil en movimiento. Las chicas no son tan propensas a involucrarse en comportamientos arriesgados para su integridad física como los chicos, pero son más propensas a realizar actos como el robo. Los adolescentes con trastorno bipolar frecuentemente abusan del alcohol o las drogas, y muchos intentan suicidarse. Si observas cualquier conducta problemática en tu hija adolescente, llévala con su médico o psiquiatra para que la evalúe lo más pronto posible y así pueda iniciar el tratamiento adecuado.

Más galerías de fotos



Escrito por shala munroe | Traducido por gerardo núñez noriega