Cómo revertir el sarpullido por afeitado

Escrito por Jessica Davis
Afeitarte en seco a menudo causa sarpullido.

Cuando tienes prisa puede ser tentador afeitarte rápidamente y olvidar preparar la piel antes de hacerlo. Sin embargo, los resultados de tales métodos conducen a parches rojos dolorosos que tienen la apariencia de un sarpullido. El sarpullido por afeitado es causado por los folículos irritados que pueden aparecer en minutos y durar por horas. La prevención es el mejor tratamiento, pero cuando ya ocurrió, unas cuantas medicinas y cremas comunes pueden reducir la apariencia e irritación.

Hierve algo de agua para té y viértelo en una jarra. Empapa la bolsa de té y deja que se enfríe. Coloca la bolsa sobre el área afectada, el ácido tánico en el té reducirá el enrojecimiento. Seca el área con ligeros toques.

Aplica la crema de hidrocortisona sobre el área afectada dos veces al día, esto evitará una infección. Aplica una pequeña cantidad de crema de caléndula sobre el sarpullido entre cada aplicación. Esta es una loción natural y un antiséptico derivado de la planta de caléndula. También puedes aplicarla como una loción para después del afeitado.

Evita afeitarte con un sarpullido. Si no lo puedes evitar ten precaución. Aféitate casi al final de tu ducha, cuando la piel se haya suavizado por el calor del agua. Aplica una loción hipoalergénica y sin esencia para humedecer la piel. Utiliza una afeitadora con dos hojas para evitar el contacto excesivo con las hojas.

Consejo

Considera el tratamiento láser si el sarpullido por afeitado es un problema constante, lo cual dañará permanentemente los folículos pilosos.