Cómo librarse rápidamente de la congestión del pecho

Escrito por Randall Shatto

La congestión en el pecho es una infección que aparece cuando tienes un resfriado o una gripe y se acumula en los pulmones. Esto puede causar tos y dolor en el pecho. Deshacerse de la congestión del pecho rápidamente es muy importante por varias razones. Con tos, es difícil conciliar el sueño. Si tienes que cumplir con un trabajo importante o quieres disfrutar de unas merecidas vacaciones, es de vital importancia que termines con la congestión. Existen diversas técnicas que puedes utilizar para eliminar el moco y la flema del pecho.

Toma medicamentos de venta libre. Los antitusígenos ayudan a contener la tos para que puedas dormir. Sin embargo, otros medicamentos para la tos aflojan la mucosidad para que puedas eliminarla con mayor rapidez. Entre estos medicamentos se encuentran Mucinex y Tylenol Cold.

Bebe caldo de pollo caliente. El vapor contribuirá a aflojar el moco del pecho. Respira el vapor del caldo antes de empezar a beberlo. Esto permitirá que el caldo de pollo hirviendo se enfríe y, al mismo tiempo, ayudará a aliviar la congestión del pecho.

Toma una ducha caliente. Párate en la ducha y deja correr el agua caliente sobre tu pecho. La inhalación del vapor ayudará a romper el moco. Toma duchas de 30 minutos tres o cuatro veces al día.

Toce. Cada vez que toces, el pecho trabaja para aflojar el moco. Esto te permitirá eliminar la flema. Escupe la flema cada vez que necesites hacerlo, aquí es donde se encuentra la infección. Si la tragas, sólo te sentirás peor.

Consejo

Quizás puedas liberarte de la congestión del pecho en uno o dos días. Prueba todos los métodos, es posible que necesites más de uno para terminar rápidamente con este problema.