¿Se puede comer la semilla de la granada?

La granada (pomegranate) se considera un "súper alimento" debido a su contenido de nutrientes saludables. La encuentras fácilmente en los meses de octubre a enero. Sin embargo, muchas personas no saben cómo comerlas y deciden evitarla debido a que tardan mucho tiempo en abrirlas. Puedes ahorrar tiempo y esfuerzo al comer las semillas, que son a la vez comestibles y nutritivas.

Los arilos son más que semillas

Las semillas de la granada están encerradas en pequeñas gotas, que parecen joyas de color rojo y se las llama arilos. La pulpa en el interior de los arilos es fresca y jugosa. Rodea las semillas blancas de la granada. Cuando cortas la fruta, es posible que pienses que los arilos son las semillas, pero esto no es así. Los arilos, así como las semillas blancas, son lo único que puedes comer de la granada.

Cómo comer las semillas

Es más fácil comer las semillas junto con los arilos. Es completamente seguro masticar y tragar las semillas junto con los jugosos arilos. De hecho, es posible disfrutar de las distintas texturas. Sin embargo, no tienes que comer las semillas si no te interesa conocer su textura; simplemente escúpelas como lo haces cuando comes otro tipo de frutas con semillas como la sandía y los cítricos.

Datos nutricionales

Las semillas de la granada que se encuentran dentro de los jugosos arilos constituyen un alimento bajo en calorías y rico en antioxidantes. Según el U.S. Department of Agriculture, una porción de ½ taza contiene 72 calorías, junto con 8,9 miligramos de antioxidantes de vitamina C. El mismo tamaño de la porción también contiene 205 miligramos de potasio y algo de grasas monoinsaturadas saludables para el corazón, así como ácidos grasos poli-insaturados. Sólo las semillas contienen fibra, que puede ayudarte a sentirte satisfecho por más tiempo que si comes sólo los arilos.

Comer o no las semillas

Si bien las semillas de granada son comestibles, no todo el mundo las aprecia. De hecho, es posible que muchas personas sólo busquen los jugosos arilos que envuelven las semillas. Aunque no comas las semillas, puedes obtener algunos de los beneficios nutricionales de la granada. Tu elección es puramente en base a tu preferencia personal. Si deseas eliminar las semillas sin tener que escupirlas, tritura los arilos con una cuchara de madera en un tazón. Ten en cuenta, sin embargo, que el jugo probablemente salga de los arilos, por lo que esta técnica es mejor pensarla para elaborar jugo de granada.

Más galerías de fotos



Escrito por kristeen cherney | Traducido por xochitl gutierrez cervantes