¿Se puede comer la piel de una berenjena?

La cáscara de una berenjena se puede consumir, pero lo mejor es comerla cuando la berenjena es joven. Las más viejas son más amargas y se vuelven más descoloridas. Debido a esto deben ser peladas antes del consumo.

Valor nutricional

La berenjena no contiene una gran cantidad de nuetrientes. Sin embargo, es baja en calorías. Una taza cruda contiene 188 miligramos de potasio, 7 miligramos de calcio, 11 mg de magnesio, 18 microgramos de ácido fólico y 2,5 gramos de fibra dietética. Obtendrás más fibra comiendo la cáscara en lugar de pelarla.

La elección de una berenjena

Al buscar una berenjena, asegúrate de que la cáscara sea lisa y de color uniforme, con tallos de color verde brillante. Los puntos marrones pueden ser manchas de descomposición. Escoge berenjenas pequeñas para que sean menos amargas. No cortes la verdura hasta que estés listo para comerla a menos que esté en proceso de congelación. Se puede congelar hasta por seis meses.

Berenjenas blancas

Las berenjenas blancas son más pequeñas que las moradas y son por lo general más tiernas. También son más cremosas que las púrpuras. Las blancas tienen una piel más dura y deben ser peladas antes de su consumo.

Más galerías de fotos



Escrito por alyssa clement | Traducido por carlos alberto feruglio