¿Comer mucha fibra causa heces flojas?

Las frutas, los granos y los vegetales, generalmente contienen algún elemento de fibra, un carbohidrato en tu dieta que promueve la regularidad intestinal cuando comes la ingesta recomendada. Sin embargo, las fibras pueden tener ciertos efectos secundarios, incluyendo flojedad en las heces, cuando comes con ciertos patrones. Teniendo conocimiento de esto, podrás evitar que ocurra debido a la alimentación consistente de fibras.

Significado

Tu cuerpo necesita fibras para promover la salud normal de tus heces. Mientras que parte de los alimentos que contienen fibras como almidones, azúcares y vitaminas se rompen, otras partes fibrosas (como la piel de una manzana) no. En su lugar, estos añaden volumen a las heces y atraen agua a ellas, lo que tiende a evitar el estreñimiento. Sin embargo, no todos los cuerpos son iguales así como tampoco lo son las necesidades ya que estas se basan en su edad y sexo. Los hombres de 50 años y más jóvenes necesitan 38 g de fibra por día mientras que los hombres de más de 51 necesitan 30. Por su parte, las mujeres de menos de 50 años necesitan 25 g por día mientras que aquella que tienen más de 51 necesitan 21 g.

Aumentos rápidos

El consumo de fibras generalmente ayuda a evitar las heces flojas y la constipación, proviniendo un balance saludable para tu cuerpo. Sin embargo, si no haz estado comiendo una cantidad recomendada de fibras y de repente aumentas los niveles de esta en el curso de varios día mediante alimentos como granos, frutas y vegetales, puedes experimentar diarrea, es decir, cuando tus heces están demasiado flojas. En principio, esto ocurre debido a que tu cuerpo necesita ciertas bacterias digestivas para que rompan los alimentos y puede que no tengas las suficientes en tus intestinos para hacer este trabajo si es que, anteriormente, estuviste haciendo una dieta baja en fibras o simplemente te alimentabas con un nivel bajo de ellas. Igualmente, no debes preocuparte ya que los niveles de las bacterias aumentarán para poder manejar las nuevas cargas si es que cambias tu dieta. Mientras que el tiempo de ajuste puede variar basándose en tu condición única, esto generalmente demanda dos semanas para que tu cuerpo acomode niveles de fibras.

Consistencia

Comer consistentemente la misma cantidad de fibra durante cada día puede ayudarte a evitar la diarrea. Por otro lado, comer una cantidad significante un día, luego poco y finalmente, nada, puede contribuir a que tengas diarrea. Ten muy en cuenta que la consistencia es importante en tu ingesta de fibras debido a que tu cuerpo debe ajustarse para romper una gran cantidad de fibras y, sino lo es, tu cuerpo no se podrá acomodar.

Solución

Para minimizar los síntomas de las heces flojas asociadas con la ingesta de fibras, te conviene aumentar lentamente lo que comes. Asimismo, si experimentas heces flojas, acumulación de gas en el abdomen, bebe más agua ya que te ayudará a que tu cuerpo absorba más fibra en tu tracto digestivo. Para alcanzar los niveles recomendados, aumenta las fibras que comes en un período de pocas semanas, no en un período de pocos días.

Más galerías de fotos



Escrito por rachel nall | Traducido por stefanía saravia