Cómo comer girasoles

Los nativos cultivaron girasoles en América del Norte durante siglos antes de que llegaran los europeos, de acuerdo con Jill MacKenzie, de University of Minnesota. Puedes comer casi toda la planta de girasol y disfrutar de este nutritivo alimento en todas sus etapas de vida: desde plántulas flexibles hasta maduras y secas. Cultiva muchos girasoles en una zona de terreno para que puedas comer las diferentes partes comestibles de la planta durante todo el verano.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Instrucciones

  1. Toma plántulas de tu terreno de girasoles mientras tengan cerca de 6 pulgadas de alto. Puedes comer los brotes de girasol directamente del suelo, encima de ensaladas o salteados. Comer estos brotes es una manera de reducir el desperdicio mientras disminuyen el número de plantas que crecen en tu terreno de girasoles.

  2. Come las hojas de las plantas más antiguas, solas o en una ensalada. También te puedes comer las hojas de girasol cocidas en sofrito o cocinadas como verduras y sazonadas con sal y aceite de vinagre. Retira las nervaduras centrales de las hojas duras antes de cocinar.

  3. Elige las flores cuando están en la fase de capullo. Los brotes saben similar a las alcachofas. Retira la parte amarga verde alrededor de la parte inferior del brote. Puedes hacer al vapor los brotes de girasol o hervirlos en agua durante unos minutos y servir con mantequilla.

  4. Arranca los pétalos del girasol una vez que el brote se ha abierto. El borde del pétalo del girasol es amargo y no es adecuado comerlo en grandes cantidades por sí solo. Combina con otros ingredientes para complementar y atenuar el sabor de los pétalos de girasol. Utilízalos en una ensalada para añadir un distintivo sabor agridulce.

  5. Pela los tallos jóvenes de girasol y corta en bocadillos del tamaño de un bocado o añade a ensaladas. Los tallos de girasol, que saben similares al apio, proporcionan una textura crujiente a las ensaladas. Elige girasoles inmaduros que tengan tallos tiernos flexibles que giren sus grandes flores de cara al sol. Evita las plantas mayores con tallos leñosos.

  6. Elige cabezas de girasol cuando el disco verde en la parte posterior de la cabeza de la flor se vuelve amarillo. Coloca las cabezas de las flores en un lugar seco, bien ventilado y permite que las semillas maduren. Puedes comer o almacenar las semillas una vez que el disco en la parte posterior de la cabeza de la flor se ha vuelto marrón oscuro. Retira las semillas frotando dos cabezas una con otra o al rozar la cabeza con la palma de tu mano. Come las semillas de girasol en bruto o después de que han sido tostadas en el horno a 350 grados Fahrenheit por 10 minutos, o hasta que las cáscaras comiencen a agrietarse. Enfría y añade sal al gusto.

Más galerías de fotos



Escrito por lynn hetzler | Traducido por mayra cabrera