¿Se puede comer el Calamondín?

En los Estados Unidos, los calamondines se cultivan comúnmente en macetas para uso ornamental. Sin embargo, estos se consumen como un alimento en todo el mundo. A muchos estadounidenses les ha llegado a encantar el calamondín, y es muy apreciado en China, India, Taiwán, Japón, Indonesia y Filipinas. Aunque su jugo es muy ácido, su cáscara es realmente dulce, y todo el fruto es comestible.

Historia y clasificación


El calamondín llegó a Estados Unidos desde China.

Es comúnmente aceptado que el calamondín se originó en China y fue importado a los Estados Unidos a finales del siglo XIX. A menudo, se confunde con los kumquats, otro cítrico pequeño, pero alargado. El Dr. W.T. Swingle, un connotado botánico del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos, lo consideró un híbrido del kumquat y la mandarina. Su nombre científico ha cambiado varias veces; más recientemente fue clasificado como Citrus madurensis Loureiro. En los Estados Unidos, es más probable encontrar calamondines en Florida, Hawaii, Texas y California.

Datos nutricionales y descripción

Los calamondines son en realidad muy pequeños, miden solo 1 pulgada (2,5 cm) de diámetro. Al igual que otras frutas cítricas, el calamondín es segmentado y está lleno de jugo y semillas, y cubierto por una piel fina y suave, que es una reminiscencia de una mandarina. Este fruto contiene 12 calorías y solo una pequeña cantidad de grasa. Proporciona, en promedio, 1,2 gramos de fibra dietética, 57 UI de vitamina A, 7 mg de vitamina C, 8,4 mg de calcio y 37 mg de potasio.

Cocinar con calamondines

Puedes usar el jugo calamondín como sustituto en casi cualquier receta que requiera de limón o jugo de lima. Las recetas que utilizan calamondines son abundantes en la Internet. Puedes encontrar algunas para tartas, pasteles, panes de nueces, postres, ensaladas de gelatina, mermeladas, conservas, mermeladas y salsa de frutas y especias. Muchos cocineros sugieren usar calamondines junto con otras frutas, como los kumquats (otra fruta cítrica comestible que es muy poco conocida) papayas o arándanos. Algunas personas usan el calamondín como ingrediente en sopas o como adobo o salsa para el pollo, los pescados y mariscos. Por ejemplo, puedes hacer una salsa de arándano y calamondín para servirla con el pavo asado. Algunas personas también usan los calamondines para hacer té y refrescos. En Filipinas, el jugo de este fruto se pasteuriza y embotella para ser comercializado.

Cultivarlo


Hay frutos cítricos con muchas formas y tamaños; no te olvides de los pequeños calamondines.

Si vives en un clima donde se pueden cultivar cítricos, puedes considerar el cultivo de tus propios calamondines, ya que no se suelen encontrar en los supermercados tradicionales. El árbol de calamondín produce frutos durante todo el año y es resistente a temperaturas de hasta 20º F. Se necesita todo un año para que la fruta madure; espera a que esta tome un color amarillo o amarillo anaranjado antes de cosecharla. Es recomendable podar o cortar el fruto de la raíz, ya que tirarlo puede dañar la cáscara y resultar en que se estropee en poco tiempo. Después de la cosecha, puedes almacenarlo en el refrigerador hasta por una semana.

Más galerías de fotos



Escrito por amy cober | Traducido por patricia a. palma