Cómo cocinar zanahorias para suavizarlas

Las zanahorias son ricas en nutrientes y contienen ácido fólico, potasio, magnesio y calcio, pero es su reserva de beta caroteno lo que las hace una excelente particularmente buena de vitamina A. Estos tubérculos benefician los ojos y la piel y además ayudan en el crecimiento y en la capacidad del cuerpo para combatir infecciones. Las zanahorias son naturalmente dulces, así que pueden usarse en postres, así como en platillo salados. Pueden comerse crudas, pero si quieres que estén suaves, su preparación tomará un poco más de tiempo.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • Cepillo para vegetales
  • Pelador
  • Cuchillo
  • Sartén
  • Sal
  • Tenedor
  • Tapa para sartén
  • Cesto para cocer al vapor

Instrucciones

    Hirviendo las zanahorias

  1. Limpia las zanahorias con un cepillo para vegetales y agua corriente.

  2. Pela las zanahorias a lo largo con un pelador, quitando solamente la capa exterior. Perderás algunos nutrientes al pelarlas, pero la zanahoria sabrá mejor y será más suave.

  3. Corta las zanahorias grandes a lo largo y quita el interior de color claro, que puede ser duro en las zanahorias viejas. Salta este paso si tus zanahorias son medianas o pequeñas.

  4. Corta las zanahorias en rodajas pequeñas para facilitar su cocción completa. Corta las piezas del mismo tamaño, para que se cocinen a la misma velocidad.

  5. Coloca las zanahorias en una sartén y agrega justo el agua suficiente para cubrirlas. Agrega sal si lo deseas.

  6. Hierve el agua y deja que las zanahorias se cocinen entre 5 y 10 minutos.

  7. Perfora algunos trozos de zanahoria con el tenedor después de cinco minutos para revisar si están suaves. Si no lo están a tu gusto, déjalas hervir durante un minuto o dos más y revísalas nuevamente, hasta que estés satisfecho con su suavidad.

    Cocinando las zanahorias al vapor

  1. Agrega un par de pulgadas de agua al fondo de una sartén con una tapa que selle bien.

  2. Inserta el cesto para cocinar al vapor vacío en la sartén, para asegurarte de que el agua no toque el fondo del cesto.

  3. Saca el cesto y hierve el agua.

  4. Llena el cesto con las zanahorias limpias y cortadas o con zanahorias pequeñas enteras, dependiendo de tu preferencia.

  5. Coloca el cesto de zanahorias en la sartén, revisando nuevamente que el agua hirviendo no toque el fondo del cesto.

  6. Cubre la sartén y deja que las zanahorias se cocinen al vapor por 10 minutos. Si cocinas zanahorias pequeñas completas, cuécelas por 15 minutos.

  7. Usa un tenedor para revisar la suavidad de las zanahorias. Si no están lo bastante suaves, vuelve a taparlas y sigue cociéndolas, revisándolas cada par de minutos, hasta que estén tan suaves como quieras.

Más galerías de fotos



Escrito por elizabeth nickelaid | Traducido por eduardo moguel