Cómo cocinar un rodaballo con papel aluminio en el horno

El rodaballo es un pez de textura cremosa y sabor suave que incluso a las personas a las que no les gusta el pescado, parece gustarles. Cuando usas papel aluminio para hornear, mantienes la humedad del pescado, otra característica que los comensales apreciarán. Un pescado seco es sin duda menos apetitoso. Pero con el aluminio no solamente obtienes un pescado más húmedo, sino que puedes agregar otros ingredientes y especias. El aluminio atrapa el sabor, permitiendo que los ingredientes se mezclen para hacer un sabroso platillo.

Nivel de dificultad:
Fácil

Necesitarás

  • Filete de rodaballo sin piel
  • Toalla de papel
  • Sal
  • Pimienta
  • Aceite de oliva extra virgen
  • Bandeja para hornear

Instrucciones

  1. Precalienta el horno a 400 grados F (204 C).

  2. Coloca un trozo de papel aluminio lo bastante grande como para envolver por completo el rodaballo.

  3. Seca el rodaballo con una toalla de papel para absorber el exceso de humedad.

  4. Coloca el rodaballo en el centro del papel aluminio.

  5. Rocía el pescado con sal y pimienta.

  6. Cubre ligeramente el rodaballo con aceite de oliva extra virgen.

  7. Cubre el rodaballo con el papel aluminio y sella los bordes.

  8. Coloca el rodaballo envuelto en una bandeja para hornear.

  9. Coloca el pescado en el horno pre-calentado.

  10. Hornea el pescado hasta que esté bien cocido, cuando esté totalmente opaco. Debe cocinarse en menos de 20 minutos.

Consejos y advertencias

  • Agrega al envoltorio de papel aluminio vegetales como calabazas italianas, tomates, cebollas, espinacas o calabazas, junto con queso parmesano y aceite de oliva. Agrega otros condimentos junto con los vegetales, como albahaca, perejil, tomillo o limoncillo.
  • Cubre el filete con rebanadas de limón.
  • Usa papel de estraza si no tienes papel aluminio.
  • Usa mantequilla en lugar de aceite de oliva, si lo deseas.
  • Ten cuidado al abrir el papel aluminio después de sacarlo del horno, el vapor que saldrá puede quemar.

Más galerías de fotos



Escrito por sommer leigh | Traducido por eduardo moguel