Cómo cocinar risotto en una olla de cocción lenta

El risotto tradicional puede ser una tarea tediosa que requiere atención estricta y agitación casi constante. Pero puedes hacer una versión simple y sin complicaciones de este suculento clásico italiano con tu olla de cocción lenta. Llena tu risotto con verduras y carne, como salchichas de pollo o pavo molido, y usa de caldo de pollo bajo en sodio para reducir el exceso de sal. Sirve este risotto con queso parmesano extra para que tus huéspedes puedan espolvorear en la parte superior antes de comerlo.

Nivel de dificultad:
Moderada

Necesitarás

  • Caldo de pollo
  • Aerosol antiadherente para cocinar
  • Mantequilla sin sal
  • Ajo
  • Cebolla o chalotes
  • Vino blanco seco
  • Arroz arborio
  • Carne cocida (opcional)
  • Verduras (opcional)
  • Queso parmesano
  • Sal y pimienta

Instrucciones

  1. Vierte 2 tazas de caldo por cada taza de arroz arborio sin cocinar que tienes previsto utilizar en una cacerola. Llévala a fuego medio. Cada taza de arroz arborio sin cocinar hace unas 3 porciones de risotto.

  2. Rocía tu olla de cocción lenta con aceite en aerosol para cocinar y ponla en alto.

  3. Derrite 2 a 3 cucharadas de mantequilla en una sartén grande a fuego medio. Añade 2 dientes de ajo picado y una cebolla pequeña finamente picada o 2 chalotes finamente picados a la sartén y saltea hasta que estén tiernos, alrededor de unos 4 minutos.

  4. Vierte 1/4 de taza de vino blanco seco en la sartén por cada taza de arroz arborio crudo que tengas previsto utilizar. Raspa los pedacitos tostados de la cebolla, ajo o la chalotes pegados en el fondo de la cacerola. Deja el vino a fuego lento hasta que se reduzca a la mitad, aproximadamente durante 2 minutos.

  5. Añade el arroz arborio a la sartén y cocina hasta que se absorba todo el vino, durante unos 3 minutos.

  6. Pon la mezcla de arroz en la olla y vierte el caldo caliente sobre el arroz. Si lo deseas, añade trozos cocidos de salchichas, pollo o carne molida para convertir tu risotto en una comida abundante. Pon vegetales en cubos a la olla de cocción lenta para dar a tu risotto un toque saludable. Las zanahorias, calabaza de verano, los espárragos, los guisantes y el brócoli dan buen sabor.

  7. Cubre la olla y deja que el arroz se cocine hasta que llegue a la textura deseada, alrededor de 1 hora para que esté al dente y 2 horas para un risotto más suave. Revuelve el risotto una vez a mitad de la cocción.

  8. Agrega una cucharada de mantequilla y 1/3 de taza de queso parmesano por cada 1 taza de arroz arborio crudo utilizado. Sazona con sal y pimienta a gusto y sirve inmediatamente.

Más galerías de fotos



Escrito por irena eaves | Traducido por andrés marino ruiz