Cómo cocinar o preparar las judías blancas (navy beans)

Las judías blancas (navy beans), también conocidas como pea beans, son legumbres que incluso los consumidores más infrecuentes han probado alguna vez. Tradicionalmente se consumen horneadas, en la sopa .S. Senate Bean Soup, que se vende en el restaurante del senado desde 1901 y en el clásico plato francés cassoulet. Estas legumbres no sólo son una fuente de proteínas poco costosa, sino que también son ricas en vitaminas y minerales esenciales como riboflavina, potasio, fósforo, magnesio y colina. Son incluso más saludables si las preparas a partir de judías desecadas ya que las enlatadas contienen una gran cantidad de sodio, que no está presente en las preparadas en casa.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Necesitarás

  • 1 libra de judías blancas desecadas
  • Colador
  • Cacerola profunda con tapa de cierre ajustado
  • 5 tazas 1 4 cuartos de agua, separados
  • 2 1/2 cucharaditas de sal
  • Cuchara grande

Instrucciones

  1. Coloca 1 libra de judías blancas en un colador y enjuágalas bajo el chorro de agua, desechando las basuritas, piedras y judías manchadas o rotas.

  2. Coloca las judías en una olla y cúbrelas con 5 tazas de agua fría. Coloca la tapa de la olla y déjalas en remojo durante 12 horas o toda la noche.

  3. Cuela las judías. Vuelve a colocarlas dentro de la olla y agrega 4 cuartos de galón de agua fría. Agrega 1 1/2 cucharaditas de sal.

  4. Lleva el agua a hervor. Retira la capa oscura o la espuma que se acumule en la parte superior del agua usando una cuchara grande. Cubre la olla con la tapa sin ajustar y enciende el fuego al mínimo, de tal manera que las legumbres reciban un hervor lento.

  5. Cocínalas hasta que estén tiernas, de una a dos horas. Revuelve ocasionalmente durante la cocción para evitar que se peguen al fondo de la olla. Cuela las judías; usa inmediatamente o almacénalas en el líquido de cocción por hasta tres días en el refrigerador o hasta tres meses en el congelador.

Consejos y advertencias

  • Si estás presionado por el tiempo, puedes saltear el remojo de toda la noche y hacer un remojo rápido. Enjuga las judías, colócalas en una olla y cúbrelas con 1 pulgada de agua. Hierve durante dos minutos, luego tapa la olla, retira del fuego y déjalas reposar, sin revolverlas, durante una hora. Cuela las judías y continúa cocinándolas con el procedimiento normal.
  • Las legumbres pueden producir problemas digestivos. Puedes disminuir el malestar usando un producto enzimático comercial o remojándolas durante toda la noche antes de cocinarlas.
  • Prueba cocinar las judías con hierbas o saborizantes como romero, dientes de ajo o pimientos.

Más galerías de fotos



Escrito por michelle kerns | Traducido por paula santa cruz