Cómo cocinar unas pechugas de pollo envueltas en tocino en el horno

Las suculentas pechugas de pollo envueltas en un tocino salado no son la mejor opción para las personas conscientes de las calorías o aquellos intentando limitar su insumo de grasa, pero es ideal si te permites un bocadillo decadente en alguna ocasión. Aunque el platillo luce impresionante, las pechugas de pollo envueltas en tocino son simples de hacer y están listas para comer en cerca de una hora. El platillo combina bien con unos bollos calientes y unos vegetales saludables, como las coles de Bruselas (Brussels sprouts) o el brócoli.

Nivel de dificultad:
Moderada

Necesitarás

  • Tabla para cortar
  • 4 pechugas de pollo
  • Envoltura plástica o bolsa plástica resellable
  • Martillo para carne
  • Sal
  • Pimienta negra recién molida
  • 4 a 8 tiras de tocino
  • Palillos de dientes
  • 4 cucharaditas de jugo de lima o limón fresco
  • Plato para hornear
  • Aceite de oliva o aerosol antiadherente
  • Termómetro para carne

Instrucciones

  1. Precalienta tu horno a 400 grados Fahrenheit.

  2. Coloca las pechugas de pollo sobre la tabla para cortar o sobre una superficie dura. Pon las pechugas entre dos pedazos de plástico o dentro de una bolsa plástica resellable.

  3. Utiliza el lado plano del martillo para carne para aplanar las pechugas a un grosor de cerca de 1/2 pulgada. Rocía las pechugas aplanadas con sal y pimienta negra recién molida.

  4. Coloca el extremo de una tira de tocino debajo de cada pechuga y luego envuélvelo alrededor de las mismas. Asegura el tocino con un palillo de dientes. Si quieres más tocino, envuelve dos piezas alrededor de cada pechuga. No estires el tocino, ya que el tocino estirado es más propenso a quemarse.

  5. Rocía cerca de 1 cucharadita de jugo de limón o lima sobre las pechugas de pollo.

  6. Cubre un plato para hornear ligeramente con aceite de oliva o un aerosol antiadherente. Coloca las pechugas con tocino dentro. Cocínalas por cerca de 40 minutos.

  7. Prueba la temperatura de las pechugas con un termómetro para carne. Para estar seguro, el termómetro debe registrar por lo menos 170 grados Fahrenheit. Si el pollo no está listo regrésalo al horno por unos minutos más.

Consejos y advertencias

  • Agrega sabor extra al colocar unos dientes de ajo o una rama de tomillo fresco o perejil encima de las pechugas de pollo antes de envolverlas con tocino.
  • Para unas pechugas de pollo con una cubierta crujiente y dorada, dora las pechugas con tocino en aceite caliente por cerca de 2 a 3 minutos por lado. Pasa las pechugas doradas a la bandeja, rocíalas con jugo de lima o limón y hornéalas como se te indica.

Más galerías de fotos



Escrito por m.h. dyer | Traducido por alejandra rojas