Cómo cocinar frijoles grandes del norte en una olla de barro

Los frijoles grandes del norte suelen ser comprados en bolsas de 2 libras que rinden para 24 porciones de 1/2 taza. Estos granos, que son de color blanco, son una buena fuente de fibra, proteínas, hierro y calcio y son bajos en grasa y colesterol. Los frijoles son una buena fuente independiente y también funcionan bien en guisos y sopas. Las personas utilizan una variedad de métodos para cocinar frijoles grandes del norte, incluso en una sartén o una olla grande. Cocinar frijoles grandes del norte en una cazuela de barro es una buena manera de obtener los beneficios de la cocción lenta sin la atención que se necesita para cocinarlos en la estufa.

Nivel de dificultad:
Fácil

Instrucciones

  1. Clasifica tus frijoles grandes del norte para extraer los objetos extraños y granos que están descoloridos, rotos o arrugados. Examina los granos por puñados para asegurarte de que están libres de pequeñas piedras y pedazos de tierra.

  2. Enjuaga los frijoles en un colador o filtro con agua fría y coloca los frijoles en una olla grande para que pasen la noche en remojo al menos con 3 pulgadas de agua, que cubran los granos. Algunos cocineros prefieren cocinar los frijoles sin remojarlos.

  3. Enjuaga los frijoles después de que estén en remojo durante la noche y colócalos en una olla de barro de 4 a 6 cuartos de galón con los condimentos secos y sazonadores de carne, si lo prefieres. Para una receta de 1 libra de frijoles grandes del norte, añade 2 cuartos de galón de agua según sea necesario, 1 cucharada de sal, 1 cucharada de pimienta, un hueso de jamón o chuleta de cerdo sin hueso, 1 ½ cucharadita de copos de pimiento picante y 1 cucharada de mantequilla. Añade agua hasta que alcance alrededor de 1 pulgada por encima de los granos.

  4. Tapa los frijoles y cocina en el ajuste alto durante unas dos horas y ajusta la configuración a baja durante otras cuatro o cinco horas de cocción.

  5. Revuelve los frijoles ocasionalmente y agrega agua según sea necesario, teniendo cuidado de no añadir demasiada agua de una sola vez para que la salsa hecha con los granos tenga una buena consistencia. Espesa la salsa poniendo la tapa en un ángulo para permitir que salga el vapor. Añade ¼ de taza de agua a la vez para adelgazar lentamente la salsa, si es necesario.

  6. Divide la carne del hueso de jamón o la chuleta de cerdo una vez que se hacen los frijoles y mezcla los granos para distribuir la carne. Cuando hayas terminado, los granos deben estar tiernos y la salsa espesa.

Consejos y advertencias

  • Una taza de frijoles secos rinde cerca de cinco tazas de frijoles cocidos.
  • Para un platillo vegetariano de frijoles grandes del norte, omite el condimento de la carne y utiliza mantequilla vegana y condimentos vegetales. Agrega cebolla picada, apio y ajo para darle más sabor.

Más galerías de fotos



Escrito por gail sessoms | Traducido por gabriela nungaray