Cómo cocinar frijoles franceses

Escrito por Krista Sheehan | Traducido por Elizabeth Funes
Los frijoles franceses tienen un delicado sabor dulce y una textura crujiente.

También denominadas judías verdes, habichuelas verdes y frijolillos, los frijoles franceses miden aproximadamente 4 pulgadas de largo y tiene un color verde brillante. Cuando se abren los frijoles, se encuentran unas pequeñas semillas dentro. Pero no te preocupes en eliminar las semillas antes de cocinarlos; éstas son comestibles y nutritivas. Los frijoles franceses son ricos en fibras, proteínas, hierro, calcio y una variedad de otras vitaminas y minerales. Evita hervirlos, ya que de esta forma se pierden muchos nutrientes en el agua. En su lugar, elige cocer los granos al vapor o saltearlos en un poco de aceite de oliva, que es saludable para el corazón.

Preparación

Acumula los granos enteros en un colador grande. Enjuágalos bien con agua fría para eliminar cualquier suciedad o residuo. Continúa enjuagando hasta que el agua salga clara.

Corta los extremos con un cuchillo afilado. Para mantener un sabor dulce y una textura crujiente, recorta los frijoles lo menos posible.

Cortar las judías a lo largo, de un extremo al otro, lo que formará un frijol francés.

Cocer al vapor

Vierte los frijoles en una vaporera y fíjala en una cacerola grande.

Agrega 1 a 2 pulgadas de agua en el fondo de la sartén y deja que el agua hierva. Una vez que hierva, tapa la sartén.

Coce los frijoles franceses al vapor durante cinco a siete minutos, o hasta que estén tiernos y crujientes.

Quita la vaporera de la sartén y sumérgela junto con los frijoles inmediatamente en agua helada para detener la cocción. Deja los frijoles en agua durante unos pocos segundos antes de pasarlos a tu plato para servir.

Condimenta los frijoles a gusto. Para obtener un plato sencillo, puedes utilizar sólo mantequilla, sal y pimienta. Para algo un poco más sabroso, considera añadir eneldo, ajo, comino u hojuelas de pimiento rojo.

Salteado

Coce los frijoles franceses al vapor usando el mismo proceso descrito anteriormente. Pero esta vez déjalos solo dos o tres minutos en la vaporera.

Calienta una cucharadita de aceite de oliva en una sartén a fuego medio.

Vierte los frijoles dentro del aceite caliente.

Añade condimentos o ingredientes a gusto. Puedes usar cebollas, pimientos, hongos o pequeños trozos de panceta.

Saltea los frijoles franceses y los ingredientes añadidos en el aceite de oliva a fuego medio-bajo durante 10 a 12 minutos. Revuelve durante unos pocos minutos para evitar que se quemen o se peguen.