Cómo cocinar chuletas de cerdo en una parrilla de George Foreman

Escrito por Rose Erickson | Traducido por Ricardo Frot
Escoge chuletas que tengan un grosor de 3/4 de pulgada (1,9 cm) ancho.
Jupiterimages/liquidlibrary/Getty Images

Las chuletas de puerco son una opción nutritiva en todo momento. Una chuleta contiene menos de 200 calorías y está llena de proteínas y vitaminas, al igual que de minerales como la tiamina y el selenio. Preparar la carne en una parrilla George Foreman ayuda a reducir la grasa porque el exceso de ésta de desliza de la carne al cocinar. Esta parrilla también mantiene las chuletas suaves y sella la humedad para que no tengas que añadir aceite o mantequilla cuando las preparas.

Añade una porción de verduras al platillo si deseas y coloca las verduras rebanadas, como cebolla o pimiento verde en la parrilla George Foreman sin calentar.

Conecta la parrilla, cierra la tapa y deja que se precaliente. Esto se lleva alrededor de 10 minutos, la luz indicadora se apagará cuando esté lista.

Rocía las chuletas con condimentos como sal, pimienta o sazonador.

Mueve las verduras a un lado de la parrilla y acomoda las chuletas en el plato del centro.

Sobre las chuletas pon unas ramitas de hierbas frescas como orégano o tomillo.

Cierra la parrilla y cocina las chuletas de cuatro a seis minutos, o hasta que estén bien cocidas.

Consejo

Mantén la tapa puesta durante todo el proceso de cocción para asegurarte de que las chuletas estén bien jugosas. Deja que reposen cinco minutos por lo menos antes de servir o córtala para evitar que el jugo de la carne salga.

Advertencias

La carne que no está bien cocida puede contener bacterias peligrosas como E coli y salmonela. Cuece las chuletas hasta que la temperatura interna sea de 145 F° (62,77 °C) medidos con un termómetro.